Competición
  • Premier League
  • Liga Portuguesa
Premier League
Liga Portuguesa

NOCHE DE SORPRESAS

Los Cavs sorprenden a los Pacers y los Hawks ganan a los Wizards

Palmeo sobre la bocina de Larry Nance en Indiana y triunfo de los Hawks con un Jeremy Lin decisivo. Gran debut de Trevor Ariza en los Wizards.

Está siendo una temporada regular llena de sobresaltos, en la que casi cualquier cosa puede suceder casi cualquier noche. En la que el Este dibuja nuevas jerarquías tras el cambio de costa de LeBron James y en el Oeste la pelea por los playoffs es tan salvaje que en cada jornada hay duelos directos, ganadores y perdedores, microtendencias. Esta noche de martes lo volvió a dejar claro, esta vez en el Este, cuando casi en paralelo los Hawks ganaron a los Wizards (118-110) y los Pacers se impusieron en Indiana (91-92).

La lectura es fácil en el caso de unos Pacers superados por su falta de intensidad y su dañina  certeza tras siete victorias seguidas y contra unos Cavs que solo llevaban dos a domicilio antes de que Larry Nance, que había rascado en defensa en el otro aro, palmeara un tiro de Hood y diera el triunfo sobre la bocina a un equipo para el que cada partido ganado es una gran ocasión de celebrar. Nance, eso no se le puede jugar, lucha cada posesión como si fuera la última, y representó el corazón del vestuario de una de esas franquicias que quiere tankear en los despachos pero que intentar ganar siempre en la pista, por muy complicada que sea su situación. El ala-pívot acabó con 15 puntos, 16 rebotes (techo de su carrera) y 6 asistencias. Hood metió 17 puntos, Burks 14, Oman 13 y Sexton 12. A priori, no debería ser suficiente para tumbar a los Pacers, pero es que estos nunca entraron del todo en el partido y pensaron siempre que la victoria caería de su lado por inercia. Y casi es así, si no llega el palmeo de Nance. Oladipo se quedó en 12 puntos con 15 tiros (4/15) y tampoco estuvieron demasiado bien ni Bogdanovic, ni Turner ni Young. Sabonis, eso sí, aportó como siempre desde el banquillo (17+8).

Lo de Atlanta sí tiene más lecturas porque fue un bofetón en la cara, otro más, de los Wizards, que venían de darse el domingo el gusto de arrollar a los Lakers con un John Wall en su versión de hace apenas un par de años (parecen muchos más). Pero el base volvió a las andadas (ningún punto en la primera parte, 15 y 6 asistencias al final) y su equipo perdió en Atlanta una gran ocasión de coger impulso y sumar narrativas positivas con el gran debut de Ariza: 19 puntos, 8 rebotes, 4 asistencias y 6 robos. Beal sumó 29 puntos y 10 rebotes pero los Wizards no supieron resolver un partido en el que empezaron perdiendo 10-0 y llegaron al final del tercer cuarto 82-82. Entonces apareció Jeremy Lin para, con 12 puntos (de 16 totales) dejar el triunfo en Atlanta. Premio para el brillante John Collins (20+13, será importante en el futuro de la franquicia), Huerter (13) y Trae Young (19 y 4 asistencias).

Los Pacers quedan 20-11 y pierden una gran ocasión de acercarse a la cabeza del Este. Los Wizards ven (12-19) otra vez a tres partidos el octavo puesto de una Conferencia en la que Hawks (7-23) y Cavs (8-23) están ahora por delante de los Bulls que, de lío en lío, cierran la NBA junto a, en el Oeste, los Suns (7-24).