Competición
  • Clasificación Eurocopa

Giannakopoulos acumula multas y reparte amenazas de muerte

REAL MADRID-PANATHINAIKOS

Giannakopoulos acumula multas y reparte amenazas de muerte

Dimitris Giannakopoulos.

El propietario del Panathinaikos supera solo esta temporada los 400.000 euros en sanciones. Ha amenazado gravemente a rivales, árbitros y aficionados turcos.

Dimitris Giannakopoulos, propietario del Panathinaikos, tomó el control del club en 2012, justo al año siguiente de ganar la Euroliga en Barcelona. Dimitris cogía el relevo de su padre, Pavlos, y de su tío, Thanasis, que compartieron presidencia en los años dorados del club con Obradovic como técnico. El serbio ganó cinco de sus nueve Euroligas con el equipo ateniense. En 2012 Obradovic se marchó (ambos mantienen una mala relación) y desde entonces, ya con Dimitris al frente, el PAO no ha vuelto de momento a una Final Four.

Giannakopoulos empezó inicialmente como dueño y presidente del club, pero en 2014 dejó el cargo presidencial a Manos Papadopoulos. Su hombre de paja. El motivo de su marcha era la cantidad de sanciones que acumulaba de las autoridades griegas. Pese a ello, desde entonces no ha dejado de encadenar castigos y multas, algunas de ellas tras gravísimas amenazas de muerte a jugadores (Spanoulis), árbitros y aficionados.

Hace justo un año obligó a sus jugadores y técnicos a regresar en autobús a Atenas desde Estambul tras perder por 0-3 en el playoff con el Fenerbahçe. Y ahora dice, que al primer error arbitral, su equipo se retirará del cuarto partido del playoff este viernes ante el Madrid.

Su fortuna familiar se acerca a los mil millones de euros y el propio Giannakopoulos es el director general adjunto de Vianex, la principal farmacéutica del país.

Aquí recogemos algunas de las últimas sanciones y multas recibidas por Dimitris Giannakopoulos.

Sanciones y multas en la Euroliga

-En abril de 2013 la Euroliga le multó con 150.000 euros por acusar de falta de imparcialidad a la competición, comentarios que se reprodujeron en varios medios internacionales, dañando así la imagen de la Euroliga.

-En abril de 2014 fue sancionado con 10.000 euros, el total de la suma de dos multas, por hacer declaraciones públicas ofensivas contra los árbitros en el tercer partido de la eliminatoria ante el CSKA de Moscú que su equipo perdió por 3-2. También se le suspendió con un partido sin asistir al pabellón, en este caso la sanción era para el primer encuentro de la siguiente temporada, la 2014-15.

-En abril de 2015 recibió una multa de 150.000 euros por entrar al vestuario de los árbitros e intentar atacarlos físicamente mientras los amenazaba a ellos y a sus familias. Ocurrió en el tercer encuentro del playoff de cuartos ante el CSKA que ganó el Panathinaikos por 86-85. La serie se la llevaron los de Moscú por 3-1.

-En febrero de 2018 se le prohibió el acceso a cualquier pabellón de la Euroliga durante doce meses por los comentarios que hizo en su cuenta de Instagram. Ataques gravísimos y amenazantes a aficionados turcos.

-En marzo de 2018 Giannakopoulos apeló la decisión. El juez de apelación redujo la sanción a 6 meses, pero añadió una multa de 50.000 euros.

-Tras saltarse la prohibición impuesta por el juez y acudir al partido de la jornada 24 entre el Panathinaikos y el Olympiacos de esta temporada, la Euroliga le añadió una sanción de 60.000 euros.

-Volvió al OAKA en el primer partido del playoff ante el Madrid el 17 de abril, saltándose de nuevo la prohibición de acudir a cualquier pabellón y la multa en este caso se elevó en este caso a los 120.000 euros. Y repitió en el segundo encuentro ante el Real 48 horas después, el 19 de abril, por lo que se le añadió una nueva sanción, ahora de 180.000 euros. Si hubiera un quinto encuentro de playoff ante los blancos y asistiera, la multa podría crecer hasta un máximo de 280.000 euros.

-El pasado 25 de abril, el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) desestimó totalmente la apelación presentada el 9 de marzo por Giannakopoulos tras la decisión contra él del Juez de Apelación de la Euroliga respecto a la prohibición de asistir a los recintos donde se disputen los partidos de la Euroliga. El propietario del club griego también tendrá que hacerse cargo del costo del proceso judicial. Además, la Euroliga le retiene casi 700.000 euros de los ingresos que corresponden al club porque la suma de las últimas multas, que aún no han sido abonadas, superan ya ampliamente los 400.000 euros. Es de esperar, además, que tras sus ataques a la competición a través de las redes sociales y también en medios de su propiedad se abran nuevos expedientes sancionadores.

En la Liga griega

-En mayo de 2015 amenazó en los vestuarios a Spanoulis, del Olympiacos, con matarle a él y a toda su familia.

-En mayo de 2017 hizo público en un medio de su propiedad una conversación, con audio e imágenes, en la que se discutía el presupuesto del club con el anterior entrenador del equipo, Zeljko Obradovic. La conversación fue grabada sin la autorización ni el conocimiento del serbio, que por entonces ya entrenaba al Fenerbahçe turco. Obradovic dejó el Panathinaikos en 2012.

-En febrero de 2018 la Liga griega le prohibió acceder a cualquier recinto deportivo en su país por un período de tres meses y le multó con 10.000 euros. El motivo, una publicación en Instagram en octubre de 2017 con una foto de un árbitro de aquella competición (Spiros Gondas) en la que acompañaba insultos y dudas sobre su honradez. Anteriormente ya fue castigado con la prohibición de no acudir a los pabellones donde jugaba su equipo, pero tampoco respetó las sanciones.

0 Comentarios

Normas Mostrar