LUJO

Floyd Mayweather presume de su nueva flota de coches de lujo: Rolls-Royce, Lamborghini, Ferrari...

El exboxeador ha adquirido recientemente, además de una mansión en Miami, siete coches entre los que destacan dos Rolls-Royce, un Lamborghini o un Ferrari.

Actualizado a
Floyd Mayweather.

Es complicado saber a cuánto asciende la fortuna de Floyd Mayweather aunque a tenor de su tren de vida y de las continuas muestras de ostentación del púgil, que vuelve a la acción desde su retiro, cada vez que huele dinero, va muy sobrado de recursos. De hecho, si atendemos a sus propias palabras su patrimonio se sitúa por encima de los 1.200 millones de dólares.

Prefiero el dinero al legado, aunque mi legado ya está grabado en piedra. Dicen, 'Mayweather está haciendo exhibiciones, es malo para el boxeo'. Pero al final del día, mi madre es millonaria, mi padre es millonario, mis hijos son millonarios. Mi nieto [de cinco meses] es multimillonario y ni siquiera lo sabe", aseguraba Mayweather en mayo a Million Dollaz Worth of Game.

He ganado mil millones. Alcancé esa cifra hace cuatro años. Ahora tengo más de 1.200 millones de dólares”, añadía el boxeador, que no tiene ningún problema en rascarse el bolsillo cuando se trata de mansiones, hace pocas fechas adquirió una nueva en Miami por valor de 18 millones, y coches: su colección comienza a ser inabarcable.

Y es que el norteamericano ha presentado en sociedad a sus nuevas incorporaciones. “Un juguete para cada día de la semana”, asegura el púgil en una publicación de Instagram en la que muestra los siete vehículos, todos blancos, bien vigilados por miembros de su seguridad privada.

Y, evidentemente, los vehículos adquiridos son todos de lujo: dos Rolls-Royce, un Lamborghini un Ferrari, un Range Rover, un Bentley y un Maybach. Es decir, un dineral en coches que completa más si cabe el amplio parque automovilístico que posee Mayweather y del que presume siempre que tiene la ocasión.

0 Comentarios

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión.¿Olvidaste la contraseña?