ARTES MARCIALES MIXTAS

La historia del luchador de la MMA que por la noche se convierte en Lola Pistola

El mexicano Diego Garijo, conocido en el octágono con el apodo de 'Dos Pistolas', se ha hecho un nombre en la escena drag de San Diego.

Actualizado a

Hay pasiones que, dentro del imaginario colectivo, parecen difíciles de compatibilizar. La rigidez de muchas de nuestras construcciones culturales y sociales, así como los prejuicios soterrados, contribuyen en gran parte a esta realidad. Pero, afortunadamente, cada vez aparecen más historias que echan por tierra estas concepciones tan cerradas.

La biografía de Diego Garijo, luchador que empezó su carrera en la MMA en el año 2006, es todo un ejemplo. El mexicano, conocido en el octágono como 'Dos Pistolas', encadenó siete victorias en la competición antes de verse forzado a retirarse por un problema de retina. Desde entonces, el deportista ha desarrollado gran interés por el boxeo a puño limpio, una disciplina cuanto menos cruda, y en la que es usual ver a los contrincantes acabar las peleas bañados en sangre.

Pero Garijo también lleva unos años dando rienda suelta a otra de sus aficiones, una que de primeras puede sorprender. Y es que el mexicano se ha hecho un hueco en la escena drag de San Diego, ciudad en la que reside en la actualidad. Y el nombre al que responde bajo esta otra identidad es el de 'Lola Pistola'.

La cuenta de Instagram de Garijo es todo un escaparate de exhibición de sus dos pasiones. Sus fotos entrenando o levantando pesas en el gimnasio se mezclan con sus posados como drag queen. "Estoy, literalmente, viviendo todos mis sueños ahora mismo", confesó en un post compartido hace tan solo unas semanas. Recientemente, el luchador ha llegado a la portada del diario deportivo francés L'Équipe, con una imponente foto en la que aparece como Lola Pistola ante el ring.

En una entrevista con Vice, Garijo explicó los paralelismos entre el mundo de las artes marciales mixtas y el de las drag queen. "Antes de mi primer show drag, me sentía como antes de un combate. Durante mis comienzos en la MMA, me preparaba en el mismo vestuario que mi oponente antes de las peleas. Nos sentábamos, mirándonos el uno al otro y preguntándonos: '¿Podré vencerle?' Me pasó lo mismo en mi primera concurso de drag queens. Un pequeño cuarto, ocho adultos, todos midiéndonos los unos a los otros. Pero no me puse nervioso. Tengo nervios de acero. O a lo mejor soy simplemente demasiado tonto como para asustarme".

El mexicano también reveló a este medio que ha recibido una oleada de apoyo y amor, tanto de la comunidad drag como del ámbito de la lucha. "Las artes marciales nos muestran la belleza de los humanos sobreponiéndose a grandes resistencias. En el mundo drag, todo va sobre superar la masculinidad tóxica", reflexionó Garijo, "La gente trans de color, en particular, es uno de los grupos más oprimidos de todo. Todos tienen altas tasas de suicidio. Deberían ser apoyados en vez de marginados".

0 Comentarios

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión.¿Olvidaste la contraseña?