REDES SOCIALES

La hermana de Kaley Cuoco pide disculpas al promocionar unos leggins de lujo

Briana Cuoco tuvo que disculparse con los seguidores de la exitosa actriz de 'The Big Bang Theory' después de que éstos se le echasen encima.

Actualizado a
La hermana de Kaley Cuoco pide disculpas al promocionar unos leggins de lujo

La actriz norteamericana Kaley Cuoco ha sido la protagonista de las últimas horas después de centrar junto con su hermana Briana todas las críticas de su más reciente publicación. Los seguidores de la protagonista de The Big Bang Theory están más que acostumbrados a las apariciones de su hermana, aunque lo que no esperaban es que utilizasen la promoción de artículos para incitar a sus seguidores a gastarse un dineral.

Unos leggins muy poco accesibles

Kaley Cuoco instó a los seguidores tanto suyos como de su hermana a comprarse los visiblemente cómodos leggins que acostumbran a lucir durante sus ejercicios físicos. En las últimas semanas la actriz ha decidido mostrar su lado más fitness y lo ha hecho acompañada de su hermana. "Si eres fanático del workout como nosotras o te gustaría tener unos bonitos pantalones de yoga, ¡debes pedir estos leggins! ¡Son perfectos!", escribió la actriz.

Como cualquier otra influencer, Kaley Cuoco simplemente promocionó un producto para que sus más de seis millones de seguidores lo comprasen, aunque todos los que se decidieron a ello se toparon con un desorbitado precio. Si alguien quiere adquirir estos "perfectos leggins" tan solo tendrán que desembolsar la cantidad de 186 dólares (163 euros aproximadamente).

Su hermana salió a pedir disculpas

Los seguidores de la actriz no tardaron demasiado en criticar su última publicación achacándole el desorbitado precio por el que se vende esta prenda, por lo que tuvo que salir en su defensa su hermana Briana. "Te entiendo perfectamente y estoy de acuerdo con tus frustraciones. Siento haberte hecho sentirte así. De verdad, es lo último que quiero", respondió la hermana de la actriz a uno de los comentarios que señalaban el caro precio al que se vendían los leggins.

Sin duda, las redes sociales no son el escenario tan perfecto que parece para vender productos y utilizar para ello a las principales personalidades de todo el mundo. El caso de Kaley Cuoco es el último ejemplo de ello, y es que muchos de los famosos que más seguidores acumulan en redes no siempre tienen en cuenta que precisamente los que fielmente ven sus publicaciones no tienen la suerte de tener el mismo nivel de vida.