ACTO DE HOMENAJE A LAS VÍCTIMAS

El dueño de ASOS rompe su silencio tras perder tres hijos en la masacre de Sri Lanka

El dueño de ASOS rompe su silencio tras perder tres hijos en la masacre de Sri Lanka

Press Association Images

Anders Holch Povlsen ha comparecido en público por primera vez tras la tragedia personal vivida en los atentados terroristas de Semana Santa.

El pasado Domingo de Pascua varias ciudades de Sri Lanka experimentaron una sucesión de ataques suicidas que acabaron saldándose con cientos de muertos y heridos. Las explosiones se concentraron en hoteles de lujo e iglesias cristianas, por lo que muchas de sus víctimas eran turistas europeos. Y entre ellas se encontraban tres de los cuatro hijos del propietario de la conocida tienda online británica ASOS y uno de los principales accionistas de la compañía alemana Zalando, el millonario danés Anders Holch Povlsen, que se encontraba de vacaciones familiares en el país asiático.

Cuando se dio a conocer desde los medios la noticia de su terrible pérdida, representantes del empresario exigieron que se respetara la intimidad de la familia en momentos de duelo tan difíciles, y desde entonces, Povlsen no había hecho ningún tipo de declaración pública, hasta ahora: el magnate hizo acto de presencia junto a su esposa Anne en un acto de homenaje a las víctimas del atentado y pronunció por vez primera unas palabras al respecto.

El empresario tachó el suceso de "completamente incomprensible" y reveló también cuál de sus hijos sobrevivió a la masacre: Astrid, la tercera de su descendencia. Povlsen mencionó también a los tres niños fallecidos, Alma, Agnes y Alfred, la primera de los cuales subió solo días antes de los atentados una fotografía a su cuenta de Instagram en la que aparecían sus hermanos sentados de espalda ante una piscina del resort en el que se alojaban.

El magnate quiso también agradecer el apoyo recibido estos días de luto, confesándose "profundamente agradecido" por las muestras de aliento y de cariño y quiso también dejar constancia de que su mujer, su hija y él "superarán juntos" la tragedia. La casa de los Povlsen en la localidad danesa de Aarhaus ha ondeado una bandera a media asta durante esta semana y ha sido visitada por muchas personas que han querido acercarse a dejar flores en forma de pésame.

Ptrimonio millonario y vida discreta

El empresario ostenta el título de ser el hombre más rico de su país y uno de los mayores terratenientes de Gran Bretaña, con una fortuna que según 'Forbes' asciende a los 7.000 millones de euros y en cuyo epicentro se encuentra su cadena familiar, Bestseller, que heredó con tan solo 28 años y supuso el trampolín de su prolífica trayectoria en los negocios.

Sin embargo, el danés llevaba una vida alejada de la ostentación y los focos, y sus hijos asistían a colegios públicos. Enamorado de las highlands escocesas, en las que tiene puestos en marcha varios proyectos de conservación de la naturaleza, Povlsen era un hombre familiar y discreto. Los escalofriantes ataques de Sri Lanka le han puesto involuntariamente en la primera plana pública y algunos datos no tan conocidos sobre su vida privada han salido a la luz estos últimos días, como es el caso de la estrecha relación que mantenía la familia con la casa real de Dinamarca.