Euroliga
Darussafaka DAR

-

Milan MIL

-

Olympiacos OLY

-

Fenerbahce FNB

-

NBA
FINALIZADO
Orlando Magic ORL

111

Philadelphia 76ers PHI

106

FINALIZADO
Washington Wizards WAS

119

Cleveland Cavaliers CLE

95

FINALIZADO
Boston Celtics BOS

111

Chicago Bulls CHI

82

FINALIZADO
Brooklyn Nets BKN

107

Miami Heat MIA

120

FINALIZADO
Toronto Raptors TOR

104

Detroit Pistons DET

106

FINALIZADO
Minnesota Timberwolves MIN

107

New Orleans Pelicans NOP

100

FINALIZADO
Milwaukee Bucks MIL

113

Memphis Grizzlies MEM

116

FINALIZADO
Oklahoma City Thunder OKC

128

New York Knicks NYK

103

FINALIZADO
Dallas Mavericks DAL

118

Utah Jazz UTA

68

FINALIZADO
Phoenix Suns PHX

116

San Antonio Spurs SAS

96

FINALIZADO
Los Angeles Lakers LAL

126

Portland Trail Blazers POR

117

TENIS | US OPEN

Nadal es de acero: vence a Leo Mayer y ya está en octavos

Nadal es de acero: vence a Leo Mayer y ya está en octavos

Richard HEATHCOTE

AFP


Williams - Osaka en directo: final del US Open 2018 en vivo

Nueva York

Rafa Nadal nos mantiene estos días en permanente congoja. Mal acostumbrados como nos tiene a verle dominar casi siempre, incluso fuera de su hábitat natural, la tierra, se hace extraño el sufrimiento que padece desde que empezó su andadura en el US Open. Aún no ha tenido un partido tranquilo. Esta noche tampoco. Ganó por 6-7 (3), 6-3, 6-1 y 6-4 a Leonardo Mayer, perdedor afortunado de la previa que se benefició de la “extraña” baja de Andy Murray (así la calificó Nadal), el día después del sorteo, para entrar en el cuadro final. Pero las sensaciones que transmite el balear aún no son buenas. Utilizando la nomenclatura de las notas de la EGB en los años 90, cuando un infante Rafael aún iba al colegio, necesita mejorar.

Y es que le costó un mundo doblegar al argentino, que no traicionó la oportunidad que le dio el destino y jugó con inteligencia hasta que le abandonaron las fuerzas. Muy buen sacador (12 aces), con una derecha más que interesante y tácticamente notable, desquició a Nadal con nervios de acero. Los que tuvo para soportar la presión de la superestrella española al resto. Se llevó el primer set en el tie-break, tarea complicada ante un jugador de la categoría de Nadal. Y levantó hasta 13 bolas de break antes de permitir que le rompiera el saque. Hasta ahí llegó su resistencia. El manacorí, de nuevo fallón, sin pegada y malhumorado, tuvo que recurrir a todos los mecanismos que desatan su furia, se metió al púbico en el bolsillo con celebraciones encendidas y el partido se le puso cuesta abajo.

A Mayer le tocaba capear el temporal, pero no pudo hacerlo porque su rival le cogió el tranquillo a un duelo que no había tenido nada de ritmo por virtud del albiceleste, que cambio alturas, recurrió con frecuencia al revés cortado y no se dejó amedrentar hasta que ya fue inevitable. Tras apuntarse el segundo set de forma épica con juegos larguísimos, Nadal barrió en el tercero y aceleró también en el cuarto ante un Mayer ya entregado.

Posibles rivales

Pero uno no puede evitar preguntarse qué pasará cuando se mida con un rival más cuajado. No parece que eso vaya a ocurrir en octavos, donde jugará contra el ucraniano Dolgopolov. Pero luego podría llegar David Goffin y si le supera, Federer (a quien es cierto que no se le ve muy en forma), que juega ahora contra Feliciano López. Esperemos que Rafa progrese adecuadamente. Una cosa es cierta, el físico no le está fallando.

0 Comentarios

Mostrar