MOTOGP

Oficial: Pedrosa correrá en Austria como 'wild card'

El piloto probador de KTM participará en el GP de Estiria de MotoGP que se disputa en el circuito de Red Bull Ring del 6 al 8 de agosto.

Oficial: Pedrosa correrá en Austria como 'wild card'
Red Bull

Desde que se retirara de la competición en 2018, muchos han sido los rumores de su regreso como wild card en algún gran premio del Mundial, pero nunca se ha hecho efectivo hasta ahora. Dani Pedrosa, piloto de pruebas de KTM, volverá a disputar una carrera de MotoGP. Será como piloto invitado con la marca austriaca en el GP de Estiria que se disputará en Red Bull Ring del 6 al 8 de agosto.

“Hemos hecho lo mejor que hemos podido y es interesante volver a disputar una carrera porque te da una perspectiva diferente en comparación con un test. Ha pasado mucho tiempo desde mi última carrera y, por supuesto, la mentalidad para un gran premio es muy diferente a la de un test. Mi objetivo es intentar probar algunas cosas de la moto en situación de carrera. Quiero entender las peticiones que los pilotos pueden tener para las diferentes sesiones y características técnicas. Viéndolo desde casa puedo percibir las mejoras en las motos, pero para entenderlas mejor haremos este wild card. Es difícil hablar de mis expectativas después de haber estado tanto tiempo alejado de la competición. Puede que todo encaje o puede que no, pero intentaremos disfrutar del fin de semana todo lo que podamos”, afirmó un Pedrosa al que le ha costado mucho tiempo decidirse a volver a disputar un gran premio. Incluso desde KTM han afirmado en numerosas ocasiones su deseo de tener a Dani como wild card en alguna carrera del Mundial, invitación que él siempre había declinado hasta ahora.

La última carrera que el catalán disputó fue el GP de Valencia de 2018 y ya hace casi mil días de aquello. Ahora, desde KTM quieren agradecer su esfuerzo. “Será curioso ver a Dani en MotoGP de nuevo. Ha estado alejado de las carreras bastante tiempo, pero será valioso tenerle en el box para analizar los puntos fuertes y no tan fuertes de la KTM RC16 en condiciones de gran premio. Dani ha tenido una gran influencia en nuestro proyecto de MotoGP gracias a toda su experiencia. La empresa ha trabajado y presionado mucho para seguir sus peticiones. Dani fue una buena referencia, ya que se retiró a finales de 2018 cuando aún estaba en la cima del deporte y podemos ver algo de su influencia en el éxito actual de la KTM RC16. Tendrá una mezcla de la actual moto y algunas pequeñas actualizaciones y realizará algunas pruebas durante el fin de semana, tampoco queremos sobrecargarlo, queremos que disfrute. Es una buena manera de que aprenda más y sienta el punto de referencia actual. Nos ayudará en pruebas futuras”, dice Mike Leitner, jefe del Red Bull KTM.

Retirada

El piloto catalán, de 35 años, se despidió de la competición en 2018 después de correr en el Mundial de motociclismo durante 18 temporadas, todas ellas con Honda, tres en 125cc (2001, 2002 y 2003), dos en 250cc (2004 y 2005) y trece en MotoGP (de 2006 a 2018). Tiene un título de la categoría pequeña y dos de la intermedia en sus vitrinas, pero nunca logró la ansiada corona de la categoría reina. Sí que logró ser subcampeón hasta en tres ocasiones (2007, 2010 y 2012) y tuvo tiempo de sumar 31 victorias, 112 podios y 31 poles a pesar de las múltiples lesiones que sufrió durante su andadura en MotoGP.

El Pequeño Samurái anunció su marcha el 12 de julio de 2018 mediante una rueda de prensa en el GP de Alemania. Una despedida precedida por unas negociaciones con el equipo satélite de Yamaha que nunca llegaron a fructificar. El piloto de Castellar del Vallés se retiraba así de MotoGP con los mismos colores que le habían visto estrenarse, los del Repsol Honda. Equipo en el que le sustituyó Lorenzo. Tras su adiós a la competición, Pedrosa fichó como piloto probador de KTM, tarea que ejerce desde 2019 con muy buenos resultados para la fábrica austriaca que suma ya cuatro victorias en MotoGP: una de Binder en Brno 2020, dos de Oliveira en 2020 (Austria 2 y Portugal) y otra del portugués en Montmeló 2021.