Competición
  • Champions League
  • Copa Libertadores
Copa Libertadores

F1 | RUSIA | LIBRES 1

Ferrari empieza delante de un Mercedes aún indescifrable

Leclerc, Verstappen y Vettel, los más rápidos del primer entrenamiento libre de Sochi. Sainz, 11º en una zona media más comprimida de lo habitual.

Charles Leclerc (Ferrari SF90). Sochi, Rusia. F1 2019.
Clive Mason

Ferrari está en Sochi más o menos como salió de Singapur, y eso no deja de ser sorprendente. Tres poles y victorias consecutivas, sí, pero también a un minuto de los líderes en Hungaroring justo antes del parón veraniego. Gran tiempo de Charles Leclerc para liderar la primera sesión del GP de Rusia, un 1:34.462 digno de clasificación y diversos experimentos con la altura del alerón delantero que habrá que ver si funcionan en las próximas horas. Max Verstappen se acercó al monegasco con su nuevo motor Honda, aunque el Red Bull cederá cinco puestos en la parrilla y sus posibilidades de triunfo se reducirían drásticamente. El tercero en la tabla, al menos por ahora, es Sebastian Vettel a medio segundo de su compañero, aunque aún es muy pronto para establecer a los favoritos.

Mercedes empezó más atrás y siendo viernes es imposible descifrar los motivos, si hay calma o preocupación. Muchas vueltas con el neumático medio en lugar del blando y esa apariencia de trabajar cosas muy al margen del resto, en otro planeta, algo que, por otra parte, justifica la clasificación del Mundial. De momento, a siete décimas de Ferrari con breves intentos usando la goma más apropiada para correr en Sochi. Albon cierra el top-6 a un segundo de Verstappen. ¿Suficiente para quedarse? Eso sólo lo sabe Helmut Marko.

La zona media aquí se comprime. Séptimo empieza Hulkenberg seguido de Ricciardo (que tuvo un accidente al final), pero entre el australiano y Lando Norris, 8º y 16º, apenas cinco décimas de distancia. En medio está Carlos Sainz, 11º, aún sin consolidar los puestos de Q3. Aunque McLaren, sólido lider de este sector de la parrilla, últimamente cumple en todos los circuitos, quizás sea cuestión de tiempo. Detrás, problemas para Kvyat en casa, parece una caja de cambios averiada. El ruso cerrará la parrilla por cambiar todos los elementos de su motor. Un premio, vaya.