Competición
  • LaLiga SmartBank
  • Copa Argentina
LaLiga SmartBank
Copa Argentina
Central Córdoba (Santiago del Estero) Central Córdoba (Santiago del Estero) CSE

-

Estudiantes Estudiantes EST

-

F1 I GP DE BÉLGICA

El mayor error de Red Bull fue perder a Carlos Sainz

Escogieron a Gasly hace un año porque le veían con más potencial que Carlos, pero tras Hungría le despidieron por no poder adelantar al McLaren.

El mayor error de Red Bull fue perder a Carlos Sainz
Sam Bloxham

Hace poco más de un año, Red Bull tenía la alineación más potente de la parrilla, Verstappen-Ricciardo. En la recámara estaba Sainz, cedido a Renault, y en Toro Rosso guardaban a una promesa, Gasly, junto a un repescado, Hartley. Kvyat estaba en casa y Albon iba a debutar con Nissan en la Fórmula E, ambos fuera del programa. Tras doce meses, un par de vuelcos y algunas decisiones que merecen mucho análisis, el ‘rookie’ tailandés será compañero de ‘Mad Max’ desde este fin de semana en Spa-Francorchamps, con Gasly defenestrado y el madrileño… sonriendo en McLaren.

Es difícil explicarse por qué la exitosa cantera de Helmut Marko y Christian Horner pasó de tener tres primeros espadas a sólo uno, y gracias. Pero sus movimientos desde entonces han respondido a dos impulsos: una fe ciega en Verstappen, correspondida por el talento y los resultados del holandés pero que espantó a Ricciardo, y un error grave de planificación dejando escapar a Sainz sobre el que coincide la prensa internacional en el ‘paddock’, con tres artículos publicados casi de forma simultánea en ‘Autosport’, ‘Racer’ y ‘formula1.com' cuestionando la decisión de los austriacos.

¿Por qué no le quisieron hace un año? Oficialmente, porque vieron "más potencial" en Gasly, palabra de Horner. Curiosamente, el detonante de su descenso fue la incapacidad para adelantar al madrileño en Hungría y el hecho de que sólo cinco puntos les separen en la clasificación con dos coches tan diferentes. Por su parte, Carlos siempre ha afirmado que cuando impulsó su cesión a Renault ya sabía que "perdía muchas papeletas" en Red Bull y no se arrepiente. "Estoy muy contento en McLaren, no me cambiaría por nada ahora mismo. Sé de lo que soy capaz y cómo lo hubiese hecho en Red Bull, pero al final son elucubraciones, es imposible saber qué habría pasado de estar allí", responde a AS. Al madrileño no le ha sorprendido el cambio de cromos del verano, "sabemos cómo funciona Red Bull y lo rápido que puede cambiar su opinión sobre un piloto", aunque para todos ha sido una decepción el año de Pierre.

"Es justo comparar a Verstappen y Gasly, llevan el mismo coche, aunque la gente no siempre es consciente de lo que cuesta cambiar de equipo. Verstappen es muy rápido, uno de los más talentosos, y yo puedo decir que disfruté mucho pilotando contra él y también eso me ha hecho ser el piloto que soy ahora", subraya Sainz, que entiende "por qué ser compañero de Verstappen puede intimidar a algunos", pero que reivindica aquel 2015 en el que estuvo a la altura: "Creo que yo hice algo más que sobrevivir a Verstappen como compañero aquel año, fue muy importante en mi carrera. Fue algo más que sobrevivir al programa de Red Bull".

Con el parche de Albon (12 carreras de F1 y 16 puntos) solucionan las próximas 9 carreras y de su rendimiento depende seguir o no el año que viene, porque no está, ni mucho menos, confirmado junto a Verstappen para 2020. Tanto Gasly como Kvyat deberían sonar como candidatos, pero la política energética ya ha probado que quien se baja de Red Bull no tiene posibilidad de volver a subirse, por eso anda pendiente del asiento Hulkenberg, sin sitio en Renault. Hamilton pidió que fuera para Alonso y más de uno ha especulado con Vettel, dos opciones altamente improbables. En cualquier caso, los de Milton Keynes quizás se hubieran ahorrado unos cuantos dolores de cabeza si su segundo piloto fuera quien hoy lidera McLaren y la zona media.