The Medium
The Medium
Carátula de The Medium

The Medium, análisis PS5: Tocando el plano espiritual

  • César Otero @DieOpheliac

Recorremos de nuevo la doble realidad de The MEdium con una inmersión aumentada gracias al DualSense

“A veces, la realidad es solo dolor, y para huir de ese dolor, la mente tiene que abandonar la realidad", Patrick Rothfuss

Hay juegos. Y hay juegos. Hay títulos que cargan más las tintas en el apartado jugable, y otros que prefieren darle un poco más de peso al narrativo. Hay Call of Duty igual que hay Life is Strange, Assassin’s Creed que Detroit: Become Human. Ninguno desmerece en comparación con el otro, es simplemente que son… diferentes. The Medium está entre los segundos, los de la fuerza narrativa.

El peso del mundo

The Medium, anunciado en 2012 pero estrenado 9 años después, tuvo que cargar con la imposible presión de ser en ausencia de Halo, uno de esos títulos que enseñara de qué eran capaces Xbox Series S/X en su lanzamiento. Incluso cuando se retrasó a enero de 2021, The Medium seguía con esa presión de ser un título exclusivo -al menos temporalmente- que demostrase las bondades del nuevo hardware de Microsoft.

Y es que, aunque buena, la obra de Bloober Team -los autores del soberbio Layers of Fear y del ciertamente conseguido Blair Witch- quizás ha tenido que cargar con unas expectativas que para algunos/as se quedaron cortas. Pero sin duda, tras rejugarlo de nuevo en su estreno en PlayStation 5 ahora que su exclusividad temporal ha pasado, queda claro que no busca ser un vendeconsolas, sino una experiencia narrativa tan buena como las otras del Bloober Team.

Silent Simulator

Dado que la versión de PS5 es prácticamente la misma en calidad gráfica, desarrollo, ‘walkthrough’ y duración, os remitimos al análisis de The Medium que publicamos hace 6 meses. Para quien no lo conozca, The Medium es un juego de exploración, puzzles y (algo de) combates, que basa su fuerza más en su narrativa y resolución de pruebas que en peleas en sí contra el enemigo. Su tempo es lento, su historia triste y su atmósfera completamente onírica, por lo que si buscáis tiros o algo así, probad otra cosa. Pero si os gustó el tono de Layers of Fears o Blair Witch, aquí lo tenéis sólo que con un aire de Survival Horror tanto clásico -la escuela Silent Hill / Resident Evil de la 5ª y 6ª Gen- como actual -Until Dawn, The Dark Pictures Anthology.

En este análisis de PS5 os contaremos las diferencias / añadidos al juego, que se reducen en una pero muy significativa: El aprovechamiento de lo que es capaz el mando DualSense, ya que Bloober Team, al igual que ha pasado en versiones recientes de otros títulos como A Plague Tale o Metro: Exodus, ha querido sacarle partido al pad de PS5.

Por ejemplo, en su durísima cinemática inicial, la vibración nos hace partícipes del terror de la niña cuando se acerca su asesino, reseñado por el DualSense con un golpe seco de vibración en la parte inferior derecha del pad -porque es por la parte inferior derecha de la pantalla por donde asoma el tipo- a cada paso que este da hacia ella. O en momentos como cuando Marianne, la protagonista, se dirige en moto a un lugar, en el que la vibración del vehículo la sentimos completamente, incluso desplazándose de un lado a otro del mando.

Y sigue así hasta que ella apaga el motor y la vibración del DualSense se va reduciendo poco a poco hasta que se queda como en una minúscula vibración pulsátil que asemeja los latidos del corazón del personaje viendo el escenario.

Sintiendo el plano etérico

Cuando Marianne tiene una crisis y se desencadena la división de pantalla en los dos mundos del juego, el mando literalmente zumba al máximo. Cuando tenemos que superar obstáculos, vibra acorde con las acciones, como cuando se trata de ir con la espalda pegada a una pared y avanzando de lado, en el que la vibración va pasando de izquierda a derecha en la parte inferior del pad, simulando los pasos. Cuando de repente se abate un vendaval sobre nosotros, el mando vibra más fuerte en la parte superior y menos en la inferior. El estudio juega constantemente con todo el espectro del feedback háptico que el DualSense le proporciona

Otros usos son cuando los enemigos -esas polillas extrañas- se abaten contra tu personaje, si tienes el escudo espiritual activado sentirás docenas de ellas ‘chocar’ contra ti. O el soberbio de cuando Marianne adopta su proyección astral y sale fuera de su cuerpo: la vibración se convierte en un tono pulsátil que te va advirtiendo de cuándo debes volver.

Luz roja, peligro

Por supuesto, el juego también usa los gatillos adaptativos. Puedes notarlos con el comando de correr, aunque más aún cuando hagas otras acciones como cargar la Ráfaga Espiritual, la habilidad ofensiva del personaje, en la que el gatillo se resistirá al principio pero se aflojará gradualmente hasta que se pueda pulsar por completo, lo que significa que la ráfaga también está totalmente cargada y lista para ser descargada.

The Medium aprovecha todo lo que el DualSense ofrece, desde el touchpad a los controles de movimiento y el altavoz. Aunque una de las funciones que más nos ha gustado es la de usar la barra de luz del pad, que empezará a parpadear en rojo cuando se acerca un enemigo.

A nivel gráfico no notamos diferencias palpables con la versión Xbox, si acaso alguna rascada o bajada repentina pero cosas muy puntuales. Pero sí queremos aprovechar para reseñar de nuevo el magistral trabajo del estudio en cuanto a la planificación visual, con un juego de cámaras prefijadas en constante movimiento -travelling, barridos, picados, panorámicas, cenitales- montadas de tal forma que la fluidez visual es constante. Y la dirección recuerda a ese M Night Shyamalan visualmente exquisito de sus primeros trabajos.

CONCLUSIÓN

Aunque sigue teniendo esos puntos a mejorar que reseñábamos en el análisis de Xbox, The Medium narrativamente te engancha, tanto por su gran trabajo en voces como por su soberbia puesta en escena audiovisual -como para no estando Akira Yamaoka en la BSO. Mezclando la pátina de ambas escuelas del Survival Horror -la clásica a lo Silent Hill y la moderna a lo Until Dawn / Layers of Fear-, no da mucho miedo, pero sí logra crear su propia atmósfera de tensión. La inclusión de todo lo que el DualSense puede ofrecer es un punto que añade mucha inmersión, desde los gatillos adaptativos a la vibración háptica, logrando que puedas sentir, casi tocar, lo que siente y toca Marianne. Ojalá pronto un The Medium 2 que deje patente el potencial que le vemos a su propuesta.

LO MEJOR

  • La inclusión del DualSense, que nos sumerge de una forma brutal en el universo del juego
  • El juego de cámaras: Hacia mucho que no se veía tal alarde en cuanto a cámaras prefijadas
  • Si está Akira Yamaoka en la BSO y Troy Barker en el doblaje, sabes que van a ser buenos
  • La atmósfera que crea entre ambos mundos, con esa mezcla de estilos de survival clásico y moderno sin buscar el terror por el terror

LO PEOR

  • El abuso que a veces hace el estudio de usar la vibración del mando para potenciar un momento ‘jumpscare’ barato.
  • No haber aprovechado esta versión para incluir un guardado manual para quienes quieran buscar todos los objetos escondidos.
7.5

Bueno

Cumple con las expectativas de lo que es un buen juego, tiene calidad y no presenta fallos graves, aunque le faltan elementos que podrían haberlo llevado a cotas más altas.