Compañeros de batalla

Final Fantasy VII Remake: así se crearon las invocaciones del juego

El codirector del juego explica los fundamentos del nuevo sistema de invocaciones, que difiere del clásico en distintos puntos.

Desde tiempos pasados, las invocaciones han sido un elemento importante en el universo de Final Fantasy. También lo fueron en la séptima entrega, que recientemente fue reimaginada gracias Final Fantasy VII Remake. Para este título, que dejó atrás el sistema de combate por turnos clásico para abrazar la acción táctica, el estudio tuvo que replantear también el sistema de invocaciones. Naoki Hamaguchi, codirector del juego, ha explicado en el blog oficial de PlayStation cómo fue ese proceso.

Cambios y replanteamientos

“El concepto central de las innovaciones de Final Fantasy VII Remake es la colaboración en batalla”, comenta Hamaguchi. El creativo recuerda que en anteriores juegos de la saga, incluido el séptimo capítulo, al elegir una invocación, esta aparecía durante unos segundos en una cinemática para lanzar su ataque y marcharse a continuación. “Para este juego, sabíamos que queríamos que lucharan junto a ti”. Su idea original era que la invocación acompañara y ayudara durante la batalla “por más tiempo”, e incluso que se pudiera controlar. “Por supuesto, tener la idea y hacer que ocurriera son dos cosas distintas”, reconoce.

En un principio, intentaron que cada una de las invocacioens tuviera su propia barra de ATB, que al completarse, pudiera ofrecer una lista de comandos, como un personaje más. “Y ahí estaba el problema. Aunque conseguimos el objetivo de que colaboraran en batalla, se percibían como un miembro más del equipo. No cambiaban el sentir de las batallas de forma significativa y carerían del sentido especial que los jugadores querían”, es decir, la sensación de poder y de ser únicas.

Por tanto, decidieron dar un paso atrás y modificar el sistema. “En esta ocasión, los jugadores tenían que consumir su propia barra ATB para que la invocación realizara ataques especiales. Esto nos proporcionó un fuerte sentido de lucha conjunta”. Lo más importante, sin embargo, es que lograron esa sensación única que buscaban. “También implementamos otro cambio: solo puedes invocar durante un período de tiempo limitado. La razón por la que lo hicimos es porque deseábamos que hubiera momentos importantes durante la batalla”.

Diseño y ausencias

El equipo de Square Enix trabajó duro en el diseño. “Seis de las invocaciones que aparecen en Final Fantasy VII Remake fueron tomados del juego original, de forma que debíamos retener la misma esencia de esos diseños. Con todo, recrearlos tal cual no habría sido “suficientemente bueno con los estandares gráficos actuales”. Por tanto, pasaron largas horas trabajando en rediseñarlas.

Ramuh iba a ser una de las invocaciones incluidas, pero tuvieron que desistir por dos razones: “En primer lugar, pensamos que habría gente que le gustaría usar a Leviatán en el Reactor Mako 1, como se podía hacer en la demo del juego original. En segundo lugar, creímos que los fans se decepcionaría si no pudieran ver a Bahamut en un Final Fantasy. ¿Y la sensación gratificamente? Square Enix pensó en ello. De ahí que decidieran que para conseguir una materia de invocación habría que derrotarla antes.

Final Fantasy VII Remake salió a la venta el pasado 10 de abril como exclusiva temporal de PlayStation 4. Square Enix ya está trabajando en una segunda entrega.

Fuente | PlayStation Blog

Final Fantasy VII Remake

Final Fantasy VII Remake es una nueva versión del célebre J-RPG de Square Enix para PlayStation 4 con un apartado técnico de nueva generación para un título que se lanzó por primera vez en 1997 y se considera universalmente como título de referencia del género RPG. A la cabeza del desarrollo estarán los miembros clave del proyecto original: el productor Yoshinori Kitase, el director Tetsuya Nomura y el guionista Kazushige Nojima. El mundo está dominado por la compañía eléctrica Shinra, una siniestra corporación que controla la energía mako, la fuerza vital del planeta. En la enorme ciudad de Midgar, una organización contraria a Shinra llamada Avalancha intensifica su resistencia. Cloud Strife, un antiguo miembro de la unidad de élite Soldado convertido en mercenario, presta su ayuda al grupo sin saber las épicas consecuencias que esto acarreará.

Final Fantasy VII Remake