Aniversario

The Witcher 3 cumple 5 años; 5 datos para entender su éxito

CD Projekt RED descorcha el champán para celebrar el quinto aniversario de uno de los títulos más influyentes de la actual generación.

Geralt de Rivia y The Witcher están en el pico de su popularidad. El videojuego de CD Projekt RED contribuyó a dar a conocer al personaje y a la saga, que nació de la pluma del escritor polaco Andrzej Sapkowski. De sobre conocido es el tira y afloja que el estudio y al autor de las novelas mantuvieron a lo largo de los años, pero finalmente, en 2019, ambas partes fumaron la pipa de la paz y anunciaron una colaboración más estrecha para el futuro. En ese contexto, The Witcher 3: Wild Hunt celebra su quinto aniversario, un triunfo que ha colocado a CD Projekt RED entre las desarrolladoras más respetadas.

El propio estudia ha querido rendir su debido homenaje y ha brindado con champán en una imagen en la que podemos ver a Geralt de Rivia vestido de traje y con una copa en sus manos. “Hoy celebramos el quinto aniversario del lanzamiento de The Witcher 3: Wild Hunt. Concluir la aventura de Geralt fue un momento decisivo para CD Projekt RED, por lo que siempre se quedará en nuestro corazón”, publican en su cuenta oficial. Lo cierto es que tras dos entregas lejos del éxito abrumador, la tercera parte dio un vuelco completo a la situación, hasta el punto de que la saga se ha convertido en un auténtico superventas (casi 30 millones de unidades vendidas) y ha dado pie al estreno de la serie de Netflix. ¿Por qué ha triunfado? Estas son algunas de las razones

1. Misiones secundarias bien planteadas

Dentro de los videojuegos de mundo abierto, hacer de recadero es la tónica general. Veta a “x” sitio, mata a unos cuantos bichos, vuelve y toma la recompensa. Lo que The Witcher 3: Wild Hunt plantea es un barniz narrativo de todas esas historias adicionales. Puede que mecánicamente siga ofreciendo algo parecido a otros videojuegos, pero al colorear las misiones secundarias con guiones más profundos, los jugadores sienten que no están haciendo las cosas por hacer. Y eso que Geralt de Rivia, en su condición de brujo, se dedica a matar bestias después de firmar sus respectivos contratos. No deja de ser un recadero, solo que en lugar de entregar mercancía, blande su espada y lanza sus poderes contra los monstruos más horribles del mundo.

2. Geralt de Rivia, un personaje con claroscuros

Puede que el personaje de las novelas y de los videojuegos difiera en algún punto, pero lo cierto es que Geralt de Rivia no es un héroe, tampoco lo contrario. Se trata de un protagonista gris, que no siempre responde según los estereotipos habituales del género de la fantasía y que tiene dudas, algo que lo hace humano a pesar de su condición de mutante. Su relación con personajes como Ciri o Yennefer de Vengerberg brinda al jugador distintas visiones de su personalidad. Más allá de su naturaleza híbrida, de que siempre busque nuevos contratos para continuar trabajando, afloran otro tipo de características que lo convierten en un protagonista rico en matices.

3. Fantasía adulta

Esto es una herencia de las novelas, como también lo es la personalidad de Geralt. La construcción del mundo de The Witcher 3 contiene elementos clásicos de la fantasía. Esto quiere decir que hay criaturas como dragones o monstruos horripilantes. En ese punto, las comparativas con Canción de Hielo y Fuego han sido constantes, pero los relatos de Andrzej Sapkowski ya estaban antes de que George R.R. Martin publicara sus libros. Es una fantasía adulta que contempla el mundo desde una escala de grises. El ser humano puede ser una criatura tan terrible como el monstruo más feroz.

4. Política de expansiones

The Witcher 3: Wild Hunt no es solo un videojuego inmenso, sino que se construyó con la idea de que durara muchos años. Para ello, CD Projekt RED prescindió de lanzar pequeños DLCs de historia y se decantó por un modelo a la antigua usanza, por las grandes expansiones. Gracias a Hearts of Store y Blood and Wine, los jugadores se internan en nuevas localizaciones y viven nuevas aventuras protagonizadas por el brujo y el resto de caras conocidas (y desconocidas). Su relato anti-microtransacciones también le ha granjeado las simpatías de los usuarios.

5. Su llegada a Nintendo Switch y a Xbox Game Pass

Fue en el E3 2019 cuando el ya veterano videojuego de CD Projekt Red se coló en el Nintendo Direct para su anuncio en Nintendo Switch. Aunque se habían escuchado rumores previos, el estudio sorprendió a propios y extraños al confirmar que todo el contenido estaría disponible en una única tarjeta. Saber Interactive y los polacos colaboraron para trasladar toda la aventura en un formato portátil. Por supuesto, algunos aspectos gráficos se tuvieron que adaptar, aunque la desarrolladora actualizó el producto tiempo después para añadir opciones gráficas y otras características. Uno de los puntos más interesantes es el guardado cruzado entre Nintendo Switch y Steam. Por otra parte, The Witcher 3 está disponible en el catálogo de Xbox Game Pass, de modo que todos los suscriptores tienen acceso al producto.

¿Cuál es el futuro de The Witcher? Según CD Projekt RED, seguramente un mañana sin Geralt de Rivia como protagonista. En unas declaraciones recientes, el estudio ha dejado caer que quizá retomen la historia de Ciri. Según comentaron, se arrepienten de no haber profundizado tanto en sus orígenes.

The Witcher 3: Wild Hunt

The Witcher 3: Wild Hunt, desarrollado por CD Projekt RED y distribuido por Namco Bandai Games para PCPlayStation 4 y Xbox One, es la tercera entrega de la saga The Witcher; aventura de rol en un mundo de fantasía, protagonizada por el cazador de bestias Geralt de Rivia. En The Witcher eres Geralt de Rivia, un cazador de monstruos profesional que debe encontrar a la muchacha de una profecía en un enorme mundo rebosante de ciudades, islas con piratas vikingos, peligrosos puertos de montaña y cuevas olvidadas.

The Witcher 3: Wild Hunt