BOXEO

Navarrete noquea con lo justo en la vuelta del boxeo a CDMX

Emanuel 'Vaquero' Navarrete derrotó por KO en el sexto asalto a Uriel López en el combate estelar de la velada que supuso el regreso del boxeo a Ciudad de México.

0
Navarrete noquea con lo justo en la vuelta del boxeo a CDMX

El boxeo volvió este sábado a Ciudad de México. Lo hizo de la mano de Zanfer Boxing y Top Rank. La promotora estadounidense también fue la primera en realizar shows en Estados Unidos tras la pandemia de coronavirus. Por ello, en los eventos de Las Vegas y de CDMX hubo similitudes, pero destacaron mas los elementos diferenciadores. El primero se debía a las órdenes gubernamentales. El protocolo a seguir era más estricto: los luchadores fueron sometidos horas antes de la pelea a un test rápido, todos debían entrar con mascarilla y mampara protectora (las esquinas lo debían mantener durante el combate y el árbitro portaba mascarilla durante la pelea), eran rociados con desinfectante en la puerta y los operarios de la televisión y organización llevaban un EPI.

A nivel televisivo también hubo cambios. El evento se realizó en la sede de TV Azteca y no en un hotel. Fuera de eso, la variación mas llamativa fue que tras el ring había una pantalla gigante en la que se veía a fans enviando ánimos desde su casa (sin sonido durante el combate). Además, el día de la semana afectó en el horario. ESPN ofrece estas veladas en Estados Unidos. Para que la UFC (el cual se ve por la misma plataforma) y el boxeo no se solapasen, se adelantaron las MMA y justo después se inició el noble arte. Fue tarde, ya que arrancó a las 23:00 horas en la costa Este de Estados Unidos (22:00 en Ciudad de México).

En el plano deportivo, tampoco fue lo mismo. El espectáculo en Ciudad de México fue mejor que el primero en Las Vegas. Los combates eran más igualados y con el retraso del inicio no hubo parones entre combate como sucedieron el 9 de junio. La velada fue un éxito y Emanuel Navarrete, principal atractivo del show, lo culminó con una victoria antes del límite. El actual campeón mundial WBO del supergallo, disputó un duelo, no titular, a 10 asaltos contra el también mexicano Uriel López. El Vaquero pretendía recuperar sensaciones y por eso no apretó en ningún momento. Fue de menos a más, pero no llegó a boxear ni a un 60% de su capacidad.

El 'Yuca' López tenía voluntad, pero la diferencia era muy amplia. De hecho, los dos primeros asaltos Navarrete los controló con el jab. Desde el tercero se animó un poco, comenzó a combinar e incluyó golpes al cuerpo. El 'Vaquero' uso esta pelea de banco de pruebas. Se puso de zurdo, esquivó usando la cintura... todo le salió bien y encima logró noquear cuando quiso. En el quinto asalto López se fue al suelo por un golpe abajo. En el sexto, tras un asalto de mucho castigo, volvió a la lona con una serie que concluyó con una derecha recta a la zona hepática. De esa no se rehizo (el árbitro no le dejó continuar). El regreso del boxeo a Ciudad de México necesitaba una estrella y la tuvo, aunque el "espectáculo fue algo deficiente". "Quiero dar las gracias a toda la gente que nos está viendo. En esta preparación todo estuvo muy limitado y faltaron muchas cosas, pero ahora que estamos de regreso van a volver al Vaquero que están acostumbrados", se excusó el púgil. El próximo sábado, Zanfer y Top Rank repiten show. Será turno del campeón mundial WBC del superpluma, Miguel Berchelt.