PELOTA

Irribarria-Rezusta, el dueto más fuerte para la txapela del Parejas

Altuna III, subcampeón del acotado, se une con el veterano Barriola y Oinatz, reciente ganador del Cuatro y Medio, con Larunbe

Bilbao
0
Irribarria-Rezusta, el dueto más fuerte para la txapela del Parejas

Los ecos del Cuatro y Medio aún resuenan pero la pelota no para y ya está en marcha el Parejas. Ocho combinaciones toman parte en un certamen en el que de nuevo se echa en falta a un Irujo que sigue lidiando con sus anomalías cardíacas. Asegarce presenta a Aimar-Untoria, Urrutikoetxea-Beroiz, Oinatz-Larunbe y Artola-Albisu (estos repiten por tercer año consecutivo); Aspe competirá con Altuna III-Barriola, Irribarria-Rezusta, Ezkurdia-Merino II y Elezkano-Zabaleta. Se estrenan Larunbe y Elezkano (éste ya formó en cinco ocasiones como suplente, todas ellas saldadas con triunfo) y ambos junto con Urrutikoetxea forman parte del contingente vizcaíno.

La competición arranca el 2 de diciembre en Zestoa y habrá una liguilla de cuartos de final a doble vuelta; se entrará luego en un formato igual para semis, hasta la final del 9 de abril. Cuatro meses de la competición más larga de la pelota profesional. Un torneo eterno en el que triunfan los más regulares. Se caen con respecto al año pasado Pablito, Irujo, Retegi Biy Zubieta. Habrá festival el 31 de diciembre en Bilbao entre Irribarria-Rezusta y Urrutikoetxea-Beroiz. Artola está tocado, aunque confía en iniciar el torneo; mañana tendrá la respuesta y en caso de no llegar, entraría Víctor. La LEP.M no contempla aplazamientos; en caso de lesión, entraría el siguiente de la misma empresa según la clasificación del torneo. Además, se seguirá con el criterio de sancionar con un tanto al que entre a vestuarios sin justificación o permiso médico, al margen de los tantos 12 y 18.

Sólo faltó Oinatz a la puesta de largo. La celebración por la txapela de la jaula, que completaba su triple corona, lo hacía presagiar. "Estoy cansado -admitía el subcampeón, Altuna III-. Cuando ganas una txapela te recuperas mejor. Mejor perder dando el nivel, pero te da mucha pena tenerlo tan cerca y no conseguirla. Me encanta estar con Abel, es de los mejores zagueros". Urruti estaba especialmente seco, malhumorado, tal vez porque no le ha gustado que le asociaran con Beroiz o por su participación en el Cuatro y Medio, donde tenía todas las cartas para pasar a la final pero falló en la ronda previa: "No es que defienda la txapela porque no estoy con Aimar, con el que la logré este año. No veo ningún dueto favorito. Lo importante es estar, y otra vez de delantero, mi puesto", zanjó lacónico. 

Aimar defiende la txapela que conquistó con Urruti. "Irribarria y Rezusta forman una pareja muy sólida. Es un campeonato largo y estar en otra final será complicado". Barriola es un seguro de vida y cuando le dijeron, la semana pasada, que estaría en otro Parejas "me lo tomé como un honor, y más con Jokin, intentaré que despliegue su mejor juego". Larunbe está como un niño con zapatos nuevos: "Tengo mucha ilusión por mi primera comparecencia en un campeonato grande. El compañero está en un momento enorme y ahora falta que dé el callo yo. Lo único que pido es que me respeten las lesiones·. "Ya era hora de que llegaran pelotaris guipuzcoanos, a ver si recuperamos el dominio, aunque los navarros nos llevan ventaja siempre", soltaba Irribarria. Elezkano está encantado en Aspe: "Desde el primer momento me han recibido muy bien. Es algo especial estar en este cuadro del Parejas, me siento muy honrado. Estoy con uno de los mejores zagueros, jugar con él es muy bonito".