CELTA

El Celta se libra de Emre Mor

El díscolo atacante pone rumbo a Turquía para firmar por el Karagumruk y cierra una desastrosa etapa de cuatro años en Vigo.

0
Emre Mor se retira lesionado de un partido de pretemporada del Celta durante el verano de 2020.

El fichaje más ruinoso en la historia del Celta dejará de pertenecer en las próximas horas al club vigués. Emre Mor ha encontrado un equipo donde va a agotar su último año de contrato con la entidad olívica. El díscolo atacante turco-danés está a punto de incorporarse al Karagumruk, conjunto de la Superliga otomana.

Ni la marcha del futbolista por quien el Celta desembolsó 13 millones de euros en el verano de 2017 al Borussia Dortmund (aunque desde A Sede aseguran que finalmente no han llegado a abonar esa cifra) le va a salir gratis a Carlos Mouriño. Mor ha rechazado reiteradamente la rescisión de contrato y la ficha de esta temporada la van a pagar a medias entre el club celeste y el Karagumruk. El acuerdo entre las tres partes solo está pendiente de la firma.

El delantero de 24 años llevaba desde la pasada primavera entrenándose al margen del grupo por decisión de Eduardo Coudet, que no lo quería ver delante, y este sábado ya no ha acudido a las instalaciones de Afouteza para trabajar en solitario. Mor ha puesto rumbo a Turquía para iniciar su segunda experiencia en el campeonato otomano. En la primera, el Galatasaray lo cortó en el mercado de invierno.

La dirección del Celta respira aliviada tras librarse del internacional turco cuando se empezaba a acercar el cierre del mercado. El representante que Mor ha estrenado este verano, el sueco Nima Modyr, colabora con la agencia de Mino Raiola y en las últimas semanas ha intentado colocar al atacante en varios equipos del país trasnscontinental. El Besiktas y el Trabzonspor lo rechazaron, pero finalmente le ha encontrado acomodo en Estambul.

El Karagumruk milita por segunda campaña consecutiva en la Superliga y la pasada temporada terminó octavo. En su plantilla llama la atención la presencia de dos jugadores que apuran su etapa en el fútbol profesional: el defensa marroquí Medhi Benatia, ex de la Juventus, y el centrocampista argentino Lucas Biglia, ofrecido al Celta en enero de 2020.