SELECCIÓN

De vacaciones en Ibiza, sin botas, sin billetes de avión: así fue la caótica convocatoria Sub-21

Los 20 convocados por De la Fuente acudieron sin excusas a la llamada a pesar de que habían comenzado sus vacaciones tras caer en la Eurocopa.

Madrid
De vacaciones en Ibiza, sin botas, sin billetes de avión: así fue la caótica convocatoria Sub-21
AFP

La Federación ha conseguido reunir a una Selección de 20 futbolistas para disputar un partido en tiempo récord. La tarea no fue sencilla. El domingo a última hora del día le comunicaron a Luis de la Fuente que debía realizar una convocatoria para jugar este martes frente a Lituania en Butarque (20:45 horas, Teledeporte). El positivo por COVID de Busquets impedía que fuera la Absoluta quien jugara el partido, tal y como estaba previsto, porque el protocolo de la RFEF y la UEFA impone el aislamiento de los contactos estrechos. A su vez, UEFA exigía que ese partido se jugara.

La solución fue reclutar nuevamente a la Sub-21, que terminó su concentración el pasado viernes 4 de junio después de ser eliminados el día anterior por Portugal en las semifinales de la Eurocopa de la categoría.

El problema es que todos los futbolistas se encontraban ya de vacaciones. De hecho, el propio Luis de la Fuente estaba en Haro, su localidad natal, dispuesto a pasar unos días de descanso rodeado de sus familiares más cercanos. Todo eso cambió cuando recibió la llamada.

Fue alrededor de las 23:00 horas del domingo cuando los jugadores convocados se enteran de la situación. La respuesta de todos fue excelente. Muchos se encontraban en sus lugares de nacimiento visitando a sus familias, mientras que otros (un buen grupo) disfrutaban en Ibiza de sus merecidas vacaciones después de una temporada extenuante. Parecía imposible, pero se consiguió reclutar a los 20 convocados por De la Fuente. Se logró gracias a la buena predisposición de todos, ya que ninguno puso pega alguna a interrumpir sus vacaciones.

A partir de ahí, trabajo a contrarreloj. Billetes de avión, de AVE… y otros que decidieron viajar en sus propios vehículos hasta Madrid. En ese momento, apareció otro problema: algunos no tenían consigo ni las botas con las que suelen jugar. Otro obstáculo añadido que han tenido que resolver en la Federación coordinándose con las marcas que visten a cada jugador.

Todos fueron convocados en el Hotel Princesa Plaza, en el centro de Madrid. Y poco más de 12 horas después de recibir la llamada los 20 convocados por De la Fuente estaban a disposición del seleccionador. Pasaron prueba de antígenos al llegar (dieron todos negativo) y también se realizaron una PCR, como marca el protocolo de UEFA antes de jugar un partido.

Hay que recordar que 14 de los 20 convocados dejaron de ser Sub-21 el pasado jueves, tras cerrar su participación en la Eurocopa. Hay seis (Miranda, Guillamón, Antonio Blanco, Bryan Gil, Pino y Abel Ruiz) que sí seguirán a las órdenes de De la Fuente hasta 2023. Los otros 14, a pesar de que no volverán a la Sub-21, acudieron sin excusas a la llamada del seleccionador. Una prueba más del magnífico ambiente que se respira en las categorías inferiores de la Selección.