ITALIA

Cerci no levanta cabeza: rompe su contrato con el Arezzo de 3ª

El futbolista italiano, que tuvo una breve etapa en el Atlético de Madrid, sigue en caída libre. Esta vez, a sus 33 años, se despide del Arezzo de 3ª italiana tras haber jugado apenas 600 minutos.

Cerci no levanta cabeza: rompe su contrato con el Arezzo de 3ª
SS AREZZO

En el mes de noviembre de 2020, Alessio Cerci volvió a ver la luz. Después de finalizar su contrato con la Salernitana de la Serie B italiana (la segunda categoría del Calcio), pasó bastante tiempo hasta que encontró un nuevo equipo. Fue el Arezzo, en su caso, de la Serie C, quien se cruzó en su camino. Sin embargo, en su enésima intentona de recuperar el excelso rendimiento que dio antes de su fichaje por el Atlético de Madrid, volvió a caer.

Ahora, seis meses después, el club de la Toscana ha anunciado su rescisión de contrato. Y es que, el 25 de marzo ya fue un presagio de lo que iba a terminar ocurriendo. El Arezzo comunicó que Cerci era apartado del equipo. En esta ocasión, ArezzoNotizie adelantó que el motivo fue el de que protagonizó una pelea con un compañero. Algo que empezó como rumor y pareció acabar confirmándose de forma extraoficial, ya que el que fuera internacional italiano no volvió a jugar ni ir convocado desde entonces (un total de seis partidos). Los amaranto, además, son penúltimos clasificados, en zona de PlayOut a la Serie D.

Un futbolista que no levanta cabeza desde que fichara por el Atlético de Madrid. Llegó al conjunto rojiblanco en 2014, cuando venía de explotar con el "EuroTorino": 13 goles y 11 asistencias "defendían" su fichaje por 14 millones de euros. Sin embargo, nunca terminó por ganarse la confianza del 'Cholo' Simeone. Esto, tras apenas jugar nueve partidos (menos de 150 minutos), se marchó cedido en el mercado invernal al Milan.

Pero ni en el equipo rossonero, ni el Genoa después, logró volver a recuperar su nivel, el cual se quedó en Turín antes de llegar a Madrid. Luego, en el Hellas Verona, una vez desvinculado del Atlético de Madrid, sí es cierto que mejoró registros, pero no fue suficiente. Al igual que en su "exótica" experiencia en Turquía, con el MKE Ankaragücü. Allí, luego de unas cifras que superaban a sus anteriores etapas (cinco goles y tres asistencias), tampoco le bastaron para acoplarse. Así, hasta ahora, cuando ni en la Salernitana de segunda, ni en el Arezzo de tercera, Cerci no ha vuelto a ser aquel futbolista que se ganó vestir la camiseta del Atlético de Madrid y la Nazionale de Italia.