ATLÉTICO DE MADRID

Simeone, el gol entre ceja y ceja

El equipo rojiblanco únicamente ha conseguido dos tantos en los últimos cinco partidos. El Cholo sabe que es capital recuperar el acierto para seguir en lo más alto de la clasificación.

Simeone, durante la sesión de entrenamiento de ayer del Atlético.
JESUS ALVAREZ ORIHUELA DIARIO AS

El Atlético se ha secado. El equipo rojiblanco había recuperado en la primera vuelta su mejor versión de cara a portería, generando mucho juego ofensivo y, con Suárez como referente, perforando las metas de los rivales sin compasión. El Atlético finalizó su primera vuelta particular, los primeros 19 partidos de Liga donde el calendario asimétrico provocó que hubiese jugado dos veces contra Valencia y Cádiz y ninguna frente a Levante y Athletic, con 50 puntos en su casillero y 40 goles a favor, más de dos por partido.

Ahora, conseguir un tanto se ha convertido prácticamente en una quimera. En los últimos cinco partidos, el Atlético suma únicamente dos goles, cifras que imposibilitan cualquier pelea por el título. Contra el Betis, Carrasco marcó a los cinco minutos de partido, pero, pese a gozar de varias ocasiones, el equipo rojiblanco no pudo hacer un segundo tanto y el empate de Tello impidió sumar de tres. Saúl había podido poner el 0-2 minutos antes del tanto verdiblanco y Correa tuvo en sus botas el gol de la victoria en el último instante, pero siempre salió vencedor Claudio Bravo.

Tras acabar el encuentro contra el Betis, donde el Real Madrid volvió a recortar puntos a los colchoneros, Simeone fue claro. Ante la pregunta de qué necesitaba más el equipo, piernas por su estado físico o fortaleza mental por los últimos pinchazos, el Cholo no tuvo dudas: "Gol". El técnico argentino sabe que se le está atascando y que todo lo condiciona esas dificultades de cara a puerta. "Marcar es lo que termina generando fortaleza mental y dándote piernas. No he visto un equipo que vaya ganando y se diluya, te genera energía e ilusión", sentenciaba el técnico argentino.

El Atlético ha conseguido únicamente cinco de los últimos doce puntos de Liga en juego. Y en dos de los cuatro partidos se ha quedado a cero. Frente al Getafe concentró las ocasiones en los últimos minutos, con Dembélé gozando de dos grandes opciones para estrenarse como goleador rojiblanco y Suárez topándose con el palo, pero el resultado no se movió. Pocos días después el equipo viajó a Londres para intentar remontar la eliminatoria contra el Chelsea, pero la superioridad de los ingleses fue manifiesta y el 2-0 dejó al Atleti eliminado y con otro partido sin marcar. Tras derrotar al Alavés con un solitario tanto de Suárez y Oblak agigantándose parando un penalti en el 86’, después del parón la dinámica no ha cambiado. Derrota ante el Sevilla por 1-0 sin conseguir convertir las pocas ocasiones de la segunda mitad y 1-1 frente al Betis pese a haber abierto el marcador muy temprano.

Vuelve Llorente

En el partido del Benito Villamarín, Simeone no pudo contar con Luis Suárez ni Marcos Llorente, sus dos máximos goleadores en Liga y que concentran 28 de los 52 tantos del equipo en la competición. Además, perdió a João Félix, el tercer anotador del equipo con siete tantos en Liga, nada más comenzar la segunda mitad. Por lo tanto, el Atlético se marchó en busca del triunfo sin los tres autores del 67% de los goles del equipo en el campeonato.

Suárez, que estaba sancionado, ha sufrido una lesión muscular que le impedirá participar contra el Eibar. Y João Félix tampoco estará en el encuentro del domingo por un esguince de tobillo. Pero el Cholo sí recupera a un Llorente con muchas ganas de volver a ser determinante y que ya ha cumplido ciclo de tarjetas. También Dembélé está de regreso y Lemar apura sus opciones para poder jugar y potenciar un ataque que necesita recuperar su esplendor.