EURO SUB-21

Los mejores jugadores a seguir en la Eurocopa sub-21

Te contamos los 12 jugadores a seguir en la Eurocopa sub-21 que comienza en Hungría y Eslovenia en el que España defenderá el título.

Los jugadores más destacados a seguir en la Eurocopa sub-21

La Selección Española intentará revalidar el título en la Eurocopa Sub-21 que comienza hoy en Hungría y Eslovenia. El formato de esta edición será más especial, ya que en este parón (24-31 marzo) únicamente se disputará la fase de grupos. Los cuartos, las semifinales y la gran final se jugarán del 31 de mayo al 6 de junio.

Esta particularidad ha hecho que algunas estrellas se hayan caído de esta primera fase y que otras hayan sido convocadas con las selecciones absolutas, que afrontarán los tres primeros partidos de clasificación para el Mundial de Qatar. El caso más plausible es el del combinado español. Luis de la Fuente no podrá contar con Eric García, Pedri, Ferran Torres o Bryan Gil, llamados a filas por Luis Enrique. No obstante, esta circunstancia no evitará que grandes jugadores estén presentes en la fase de grupos. Repasamos a los más destacados.

Youssoufa Moukoko (Alemania)

El atacante nacido en Camerún pero nacionalizado alemán afronta su primera gran cita internacional a nivel de selecciones a los 16 años. Se convertirá en el jugador más joven en disputar un Europeo sub-21. Moukoko lleva desde noviembre (cuando cumplió 16) en dinámica del primer equipo del Borussia Dortmund y ya ha anotado 3 goles en apenas 410 minutos en la Bundesliga. En las categorías inferiores del club amarillo ha destacado en la posición de delantero. Su gran movilidad, descaro y voracidad de cara a puerta le han convertido en uno de los mejores jóvenes del mundo. Debutará con la selección germana sub-21 en este torneo.

Teun Koopmeiners (Holanda)

El capitán del AZ Alkmaar sigue creciendo a pasos agigantados y esperaba ir convocado con la selección absoluta neerlandesa, con la que debutó en el mes de octubre. El pivote de 23 años ha explotado esta temporada: 15 goles y 5 asistencias en la Eredivisie que le han convertido en el segundo máximo goleador de la competición. Su versatilidad (puede actuar como central), su dinamismo y su facilidad para hacer daño en campo rival le convierten en uno de los alicientes del torneo. Su futuro pasa por un club grande y el Napoli, al que se enfrentó en Europa League, lleva tiempo detrás de él.

Koopmeiners, capitán y figura de los Países Bajos

Brian Brobbey (Holanda)

Recién firmado por el RB Leipzig para la temporada que viene, Brobbey es otro futbolista a vigilar muy de cerca en la Eurocopa sub-21. El delantero de 19 años ha disputado esta campaña sus primeros partidos con el primer equipo del Ajax y ha hecho 5 goles en 13 partidos. Su corpulencia y su gran poderío físico han sido claves para destacar en las categorías inferiores, donde también ha mostrado que es un goleador feroz (más de 50 goles con el filial del Ajax). Con la selección neerlandesa ha ganado dos europeos sub-17 en los que ha anotado seis goles. Totalmente apto para el fútbol profesional.

Sandro Tonali (Italia)

La primera temporada de Tonali en el Milan está siendo de aprendizaje total para uno de los jóvenes más destacados del fútbol italiano. El mediocentro se decidió por el conjunto 'rossonero' después de dos grandes años en el Brescia, club en el que se destapó como uno de los talentos del Calcio. Su elegancia, estilo con el balón y parecido físico harían que la comparación fácil fuera con Andrea Pirlo, pero nada más lejos de la realidad. El propio jugador ha declarado varias veces que se fijaba mucho en Gattuso cuando era joven y su estilo de juego es un híbrido entre las dos leyendas. Su polivalencia en el centro del campo, su agresividad con el balón y su silencioso trabajo en defensa le convierten en estandarte de la selección italiana sub-21.

Gianluca Scamacca (Italia)

La primera temporada de Scamacca en la Serie A ha servido para que clubes de la talla de la Juventus se hayan fijado en él. El delantero del Genoa (propiedad del Sassuolo) es un delantero poderoso, con efectividad en la definición y con un gran poderío físico. Arrancó la temporada anotando 6 goles en los primeros 7 partidos, pero ha atravesado un bache propio de la juventud que la ha mantenido más de dos meses sin hacer gol. Sin embargo, el pasado viernes 19 hizo un doblete que le sirvió a su equipo para volver a ganar seis partidos después. El ariete de 1999 debutó en 2018 con la selección italiana sub-21 y ha anotado siete goles en los 12 partidos que ha jugado. Se disputará una plaza en el once con Pinamonti y Cutrone.

Scamacca será la principal amenaza del combinado italiano

Brahim Díaz (España)

Con las bajas de los Pedri, Bryan Gil y compañía, Brahim Díaz está señalado para dar un paso al frente en la fase de grupos de la Eurocopa sub-21. En el Milan ha encontrado un papel protagonista y ha generado ocho goles en lo que va de temporada, con 5 goles y 3 asistencias. Stefano Pioli está confiando en él y le dio la titularidad ante la Fiorentina, encuentro en el que marcó un tanto. Ahora, debe dar un paso al frente en el combinado nacional. Ante la falta de un ariete consolidado, jugadores como él están destinados a generar mucho peligro en ataque. Brahim tiene cualidades técnicas de sobra para ello.

Anders Dreyer (Dinamarca)

El extremo diestro, pero zurdo de pie, es la principal amenaza de la selección de Dinamarca en este torneo. Anders Dreyer es un futbolista muy habilidoso que juega a pierna cambiada, con gran desborde y con un último pase decisivo. En los 34 partidos que ha disputado esta temporada con el Midtjylland, club en el que juega, ha anotado 8 goles y ha repartido 10 asistencias. Es el quinto jugador que participará en la Eurocopa sub-21 que más goles como profesional ha anotado: 37. Dreyer destacó en el Esbjerg, en el que realizó dos grandes temporadas que le valieron para llamar la atención del Brighton. El conjunto inglés pagó 2M€ por él en el verano de 2018, pero le cedieron al Sant Mirren escocés y al Heerenveen. En enero de 2020 dio un paso atrás al firmar por el equipo danés, pero le ha servido para volver a mostrarse en el panorama europeo (le hizo un gol al Ajax en Champions League).

Anders Dreyer, el atacante más peligroso de Dinamarca

Eduardo Camavinga (Francia)

El precoz centrocampista del Rennes lleva un año en boca de todos los grandes. Su irrupción en el conjunto rojinegro sorprendió a toda Europa y su sensacional temporada le han llevado a debutar con la Selección de Francia con menos de 18 años. Eduardo Camavinga es un todocampista capaz de abarcar muchos metros, ayudar en la salida de balón de su equipo, superar líneas e incluso llegar al área contraria con mucho peligro. El Real Madrid lleva tiempo trabajando en su fichaje y la Champions League con el Rennes será una prueba de fuego para ver hasta dónde puede llegar. Ha sido encuadrado en un grupo con Chelsea, Sevilla y Krasnodar, por lo que tendrá que dar el máximo para avanzar de ronda. Toda Europa tiene hype con Eduardo Camavinga.

Jules Koundé (Francia)

El central del Sevilla ha sido una de las grandes apariciones en las grandes ligas en el último año. Después de un inicio tímido en la 19/20, el francés ya se ha convertido en uno de los mejores defensas de LaLiga y ha captado el interés de grandes clubes como el Manchester City. A pesar de su poca experiencia en competiciones como la Champions League, Jules Koundé ya ha demostrado que es un central de jerarquía con un gran poderío aéreo, criterio a la hora de jugar con un balón y un muro en defensa. Por todo y por ello está preparado para competir en la élite del fútbol mundial.

Eberechi Eze (Inglaterra)

Su primera temporada en la Premier League está cumpliendo con las expectativas. El centrocampista ofensivo aterrizó el pasado verano en el Crystal Palace por una cantidad cercana a los 18M€ y se ha convertido en una pieza clave para Hodgson. La temporada pasada, Eze hizo 14 goles en 46 partidos con el Queens Park Rangers y mostró el tipo de futbolista que es: un extremo vertical que siempre mira hacia adelante. A pesar de ello, no se puede concluir que sea un regateador y driblador nato. El balón siempre lo lleva pegado al pie y su juego está evolucionando hacia un jugador más constructor de juego. Debutó en noviembre de 2019 con la selección inglesa sub-21 y ha sido utilizado como extremo izquierdo y mediocentro.

Francisco Trincão (Portugal)

El extremo del Barça será la principal baza a la que se aferre la selección lusa en el torneo. Trincao tuvo un inicio de temporada muy difícil en el conjunto blaugrana, pero a medida que han ido pasando los meses ha encontrado algo más de sitio en los planes de Koeman y ha generado cinco goles en el último mes y medio. En una Portugal algo falta de talento en ataque, la velocidad, el desborde y la verticalidad de Trincao serán claves a la hora de encontrar a jugadores como Rafael Leao o Pedro Gonçalves.

Marius Marin (Rumania)

El mediocentro del Pisa salió de su país con 18 años rumbo al equipo Primavera del Sassuolo, en el que disputó 30 partidos pero no consiguió hacerse con un hueco en la primera plantilla. Se marchó cedido al Catanzaro (30 partidos y 3 asistencias) y al Pisa, donde encontró su sitio y donde firmó tras el ascenso del club a la Serie B. Marin, nacido en 1998, es un centrocampista de gran trabajo pero con un gran manejo de balón. Su compromiso defensivo y su capacidad para llegar a todas las zonas del terreno de juego deben ser claves para la selección rumana entrenada por Adrian Mutu.