FRANCIA | CESC FÁBREGAS

"Sarri no cambiaba la hora de entrenar por un erudito de Pisa"

Cesc Fábregas ha concedido una entrevista a 'Tuttosport' en la que analiza su presente, pero también su pasado. Guardiola, Mourinho, Sarri, Morata, Messi...

Cesc Fabregas.
VALERY HACHE AFP

Cesc Fábregas es una voz autorizada y experimentada en el mundo del fútbol. A sus 33 años, sigue rindiendo al primer nivel en el Mónaco, donde ejerce de mentor para los más jóvenes del equipo. Su etapa más dorada ya forma parte del pasado reciente, pero todavía destila clase y visión de juego cuando se viste de corto. Diez partidos y más de 500 minutos a estas alturas atestiguan que su depósito sigue cargado de gasolina. En Tuttosport han querido entrevistarle para analizar no solo su presente, si no también conocer anécdotas de su carrera. El centrocampista se ha mostrado sincero, cree que Ansu Fati será el próximo Golden Boy y no considera tan diferentes a dos figuras como Guardiola y Mourinho. Aunque la testarudez de Sarri es, quizá, la historia que se lleva la palma... Aunque no elude hablar de Messi, Morata...

Fichaje por el Mónaco: "Quería estabilidad y continuidad de rendimiento y el Mónaco fue el equipo que mostró mayor interés. Aquí hay un proyecto interesante, este año soy el más experimentado del equipo y estoy rodeado de talentos. Realmente me gusta esta situación".

Golden Boy de 2006: "Sentí este reconocimiento como si fuera el Balón de Oro de las promesas y creo que será igual para las nuevas generaciones. Este año lo ganó Erling Haaland y creo que es lo correcto. Él y Mbappé son los delanteros del futuro. Para la edición de 2021, creo que el favorito número uno es Ansu Fati".

Mourinho y Guardiola: "Todos piensan que son opuestos, pero en realidad solo tienen un estilo de juego diferente. Como entrenador y forma de vivir el fútbol son idénticos, es decir, maniáticos y ganadores. Los dos, a quienes se les ha incorporado recientemente Klopp, marcaron una época".

Maurizio Sarri: "Sarri lo apostó todo por Jorginho y a mí no me bastaba con aparecer de vez en cuando. Así que me fui. Es una persona de corazón, pero tiene convicciones muy fuertes a nivel táctico. Es supersticioso y muy difícil de hacer cambiar de opinión. Una vez le pedí que cambiara el entrenamiento de las tres de la tarde a la mañana, porque era imposible para aquellos con hijos como yo verles. Nos dijo que había que entrenar en ese momento porque un erudito de Pisa había demostrado científicamente que era el mejor momento para entrenar el cuerpo...".

¿Se quedará Messi en el Barça?: "Barcelona es su casa, ha sido su equipo desde pequeño. Son elecciones personal y ahí no interfiero".

¿Le recomendaría Mónaco?: "Dada la situación, parece difícil imaginarlo aquí. Pero seguro que sería muy feliz de vivir en Montecarlo".

Renacimiento de Morata: "En los últimos años le ha faltado regularidad, solíamos hablar de eso cuando eramos compañeros en el Chelsea. Ahora la ha vuelto a encontrar: gracias al ambiente de la Juve y a su familia, que está muy feliz en Italia. Álvaro y Ronaldo hacen una buena pareja de ataque".