GRUPO D | MIDTJYLLAND 1-AJAX 2

Davy Klaasen cambia el sofá de casa por la Champions en horas

Al centrocampista le confirmaron que su positivo del lunes fue falso en la tarde del martes, horas antes del choque ante el Midtjylland. Jugó la segunda parte.

Davy Klaassen.
HENNING BAGGER AFP

Pónganse en situación. Están en casa esperando una llamada. Cuando llega, le comunican que tiene una reunión importante de trabajo esa misma noche, a las 21:00 horas. La reunión es en Herning (Dinamarca) y usted vive en Ámsterdam. No le queda otra opción que volar, literalmente, si quiere llegar a tiempo. Eso le ha pasado a Davy Klaassen, falso positivo en coronavirus el lunes y negativo el martes, con el tiempo justo para personarse en el estadio del Midtjylland y ayudar a su equipo en la tercera jornada de Champions. Bienvenidos a la nueva normalidad.

"Estuve esperando todo el día. Por un momento pensé que no iba a pasar, así que me puse algo cómodo y me senté en el sofá. Y llegó la llamada. Inmediatamente me puse nervioso, conseguí que alguien me llevara al aeropuerto lo antes posible y luego lograron transportarnos directamente desde el aeropuerto al estadio. Estaba más nervioso que en cualquier otro partido". Así relataba el protagonista de la historia de las horas previas al encuentro, cargadas de incertidumbre y presión, en la web oficial del Ajax.

Entrando en faena futbolística, se puede decir que llegó (a tiempo), vio y venció. No pudo ser titular, pero sí que ingresó en el receso para tratar de apagar el ímpetu local, un Midtjylland que olió sangre tras el recortar distancias y estuvo cerca de costarle un disgusto al conjunto ajacied. Finalmente, el madrugador gol de Antony y el de Tadic, junto a la veteranía de Klaassen y las paradas salvadoras de Onana lograron apagar la llama de la ilusión encendida por Dreyer en el 17' de la primera parte. 1-2 y tres puntos que, de no haber llegado, habrían complicado la marcha amsterdamer por la máxima competición continental. 

El encuentro, más allá de los 90 minutos no fue sencillo. Y es que, además del centrocampista holandés de 27 años, otros cinco compañeros resultaron falsos positivos en los test previos que resultaron en once casos totales: Onana, Gravenberch, Tadic, Stekelenburg y Zakaria Labyad. Desde el club sorprendió el resultado del lunes, ya que, en algunos casos, ya habían pasado el virus en agosto. Poco a poco, se fueron incorporando a la concentración, llegando a tiempo, los tres primeros (se les permitió viajar a expensas del resultado de la segunda prueba), para formar parte del once inicial.

Los de Ten Haag, cargados de juventud, dieron una auténtica muestra de madurez y se colocan con cuatro puntos, a pesar de las trabas sanitarias, igualados con el Atalanta: gracias al mazazo recibido por los italianos a manos del Liverpool (0-5), líder destacado del grupo, con nueve puntos. El partido quedará en anécdota para Klaassen y el resto de sus compañeros, pero seguro que no será la última historia de este cariz que no regale la nueva normalidad.