REAL ZARAGOZA

“Estos cuatro partidos nos van a dar nuestro potencial en cuanto a fondo de armario”

Baraja prepara cambios y espera dar continuidad a lo que se vio el pasado domingo frente al Málaga tras el descanso: “Esa segunda parte es lo que yo quiero para el equipo”.

“Estos cuatro partidos nos van a dar nuestro potencial en cuanto a fondo de armario”
ALFONSO REYES

Rubén Baraja ha atendido a los medios de comunicación en la rueda de prensa previa al partido de mañana frente al Leganés: “Es un rival que tiene un gran potencial en todos los sentidos”. El técnico considera que su equipo está cerca de encontrar su identidad, revela que James Igbekeme ya está disponible para entrar en la convocatoria y espera ver en Butarque un Zaragoza “fiable, regular, que cuide mucho los detalles y que tenga esa ambición arriba que se necesita para buscar el gol”.

—¿Cómo han ido estos dos días de entrenamiento?

—Tratando de analizar las cosas que podemos mejorar respecto al último partido. La semana es corta, lo que te da una oportunidad muy cercana de poder reaccionar a lo que vimos el otro día y tener un poco de continuidad con lo que vimos en la segunda parte en cuanto a la actitud que tuvo el equipo y esa reacción para tratar de buscar un mejor juego para encontrar un mejor resultado. Esta continuidad de la segunda parte es lo que yo quiero para el equipo y tendremos que llevarla al partido contra el Leganés.

—¿Se esperan cambios de cara al encuentro de mañana?

—Cuando empieza a haber un número de partidos como el que vamos a tener ahora nosotros, siempre tienes abierta la posibilidad de que haya modificaciones, no sólo por nombres, sino también por la idea para pulir pequeños detalles. Por encima de todo debemos tener a todos listos para poder competir. Hay gente que viene trabajando bien y empujando, cuando ha tenido sus momentos ha estado a buen nivel y, lógicamente, trataremos de variar cosas.

—¿A qué se refiere con que haya cambios en la idea?

—Cuando tú trabajas con una base, que es el 4-4-2, dependiendo de las piezas con las que trabajes puedes ser más o menos vertical o jugar más por dentro, por fuera o a los espacios. La segunda parte del otro día, y también la última media hora contra el Albacete, la interpretamos bien buscando otro tipo de cosas diferentes a las que veníamos haciendo. Y en esta versatilidad es donde tenemos que encontrar esa buena combinación para tratar de ser un equipo que pueda jugar a todo. Dentro de ese 4-4-2, no es lo mismo jugar con ‘Toro’ y Vuckic que con ‘Toro’ y Narváez, pero nosotros tenemos nuestra idea muy consolidada en cuanto a la formación del equipo. Es algo que tenemos muy empapado desde siempre y confiamos mucho en ese sistema. Sí que es importante elegir bien las combinaciones para que te den eso que por momentos hemos hecho bien y que en otros partidos quizás nos ha costado más.

—¿Cómo ve al equipo física y mentalmente para afrontar estos cuatro partidos en dos semanas?

—El equipo se va sintiendo cada vez mejor físicamente. Creo que estos cuatro encuentros nos van a dar un poco la magnitud del estado físico del equipo porque ya tienes que repetir esfuerzos con menos espacio de recuperación entre partido y partido. Esto nos va a dar un baremo real del aspecto físico y también el potencial en cuanto a fondo de armario, modificaciones, introducir variantes… Cuando se acumulan partidos, todo el mundo tiene que aportar su granito de arena, dar su nivel y mostrar un buen rendimiento. Nuestra filosofía pasa siempre por utilizar a todos los jugadores que nos puedan dar rendimiento y esto es lo que vamos a tratar de conseguir en estos cuatro encuentros. Además, la temporada es larga y hay lesiones, sanciones y picos de rendimiento y debemos tener claro que el Zaragoza, a cualquier campo al que vaya, siempre tiene que dar un buen nivel, tanto de exigencia como equipo como de actitud y fortaleza física y mental para competir. Esto no es juego bien un partido y el siguiente no, sino tener continuidad y en esto la plantilla es fundamental porque la temporada te lleva a cambiar y a ir buscando siempre un equipo competitivo.

—¿El equipo aún está lejos del Zaragoza que quiere Rubén Baraja?

—Es difícil de calibrar. Lo único que puedo decir es que estamos insistiendo mucho en encontrar nuestra identidad. Lógicamente, todo eso es un proceso y entiendo que en ese camino puede haber buenos y malos momentos, rendimientos de jugadores que pueden ser mejorables o toma de decisiones en las que pueda equivocarme, pero yo creo que el equipo está cerca de encontrar esa identidad. Hemos visto por momentos un equipo que ha tenido solidez y orden y que ha hecho buenos partidos en cuanto a equilibrio y tener el control del partido, aunque ya venimos diciendo que el equipo necesita soltarse un poco más cuando tengamos la pelota y encontrar buenas combinaciones, y creo que en la segunda parte del otro día lo conseguimos. Debemos lograr que todo eso se fusione y el equipo encuentre esa estabilidad y regularidad en las actuaciones. Es verdad que en ese camino puedes perder, ganar o empatar, pero si conseguimos ser fieles a lo que queremos ser como equipo, ya no habrá mucha variación en cuanto al modelo de juego y al estilo.

—Narváez siempre ha jugado de inicio como delantero, pero el otro día en la segunda parte se le pudo ver en la banda izquierda. ¿Tiene claro dónde puede dar más rendimiento?

—Es un jugador que puede correr bien al espacio jugando en la posición de punta e incluso puede venir por momentos a enganchar y tratar de generar fútbol por dentro y también tiene esa verticalidad jugando desde la banda izquierda para llegar desde la segunda línea con esa diagonal. Es un futbolista completo y lo iremos utilizando en función de lo que vayamos encontrando. Es verdad que yo lo veo más en la posición de punta porque es muy móvil y tiene un muy buen primer control para orientarse hacia la portería. Hasta ahora está siendo estable en su rendimiento y también nos da la variante ofensiva de poder jugar en la banda izquierda. Es un jugador al que hay que pedirle que siga teniendo esa continuidad en su rendimiento para ser constante en la temporada.

—¿Cómo está viendo al ‘Toro’ Fernández?

—Está en ese proceso de conocer a sus compañeros y de que nosotros conozcamos sus características y viene de jugar muy poco en la última fase de su etapa profesional. Son muchos condicionantes. Cuando lo ponemos en el campo, todo el mundo piensa que sólo va a hacer goles, pero hay que trabajar con él, insistir, darle confianza, darle sus momentos y tratar de potenciar sus virtudes. Y como él, otros compañeros. Estamos hablando de jugadores que acaban de llegar como Tejero o Larrazábal o de futbolistas que salen de lesión como Bermejo. Todo esto no se consigue de un día para otro, no es magia. Debemos tratar de seguir insistiendo en lo que buscamos. Ha habido momentos en los que el equipo ha hecho cosas bien y ahora tenemos que intentar repetir actuaciones con esas mejoras que se irán consiguiendo a medida de que todos se vayan acoplando a sus compañeros. Pero siempre partiendo de una base de tener claro lo que queremos y buscamos para el Zaragoza. Entiendo que cuando estás en ese proceso, hay momentos como el del otro día en el que el equipo no estuvo bien, sobre todo en la primera parte. No pasa nada por reconocerlo y hay que asumir y aceptar la crítica cuando no ganas, pero tampoco hay que dramatizar porque no podemos ni lamentarnos ni estar pensando en lo que pasó el otro día. Lo que pasó nos debe servir para aprender y mejorar de cara al partido de mañana, en el que debemos tener mucha ilusión, confianza y ganas de competir. Jugamos contra un gran equipo como el Laganés y nosotros, como el Real Zaragoza que somos, debemos tratar de ir allí a competir con las opciones intactas de pelear el partido para sumar tres puntos.

—¿Qué Leganés espera?

—Ha tenido momentos en los que ha ganado con facilidad, sobre todo al principio, y después ha tenido derrotas como vemos que tenemos todos. Aquí todos tenemos momentos en los que el rival te supera y cualquier acción puede marcar la diferencia en un partido. Creo que es un rival que tiene un gran potencial en todos los sentidos y cuenta con jugadores arriba que son determinantes para la categoría. Está en ese camino en el que estamos todos de encontrar las variantes para ser competitivo. La igualdad en la categoría te lleva a que cualquier rival te pueda superar y ganar el partido. En esa igualdad hay que tratar de cuidar los detalles y pensar en nosotros, que es lo más importante.

—¿Qué partido va a plantear el Zaragoza?

—Nosotros vamos a tratar de ser fieles a lo que venimos haciendo. Somos un equipo que cuando tiene la pelota debe intentar atacar bien, llevar el peso del juego por momentos, jugar en campo rival y generar ocasiones. Ya vimos en la segunda parte del otro día que somos capaces de hacerlo. Y cuando no tengamos la pelota debemos ser un equipo que sepa defender bien, compacto y que tenga equilibrio y orden en todas sus líneas. Hay que tratar de digerir bien esas alternancias que hay en los partidos y tener continuidad respecto a la segunda parte del otro día y a lo que venimos viendo en estos cuatro partidos: ser un equipo fiable, regular y que cuide mucho los detalles porque cualquier acción en la que cometas un error te complica el encuentro. Tenemos que hacer un partido redondo en ese sentido y además tener esa ambición arriba que necesitas para buscar el gol.

—¿Cómo está James Igbekeme?

—Ya ha completado la última fase de su recuperación y está disponible para viajar. Tenemos a todos los jugadores disponibles a excepción de Vigaray, que sigue con su lesión, y James ya viene con un buen trabajo y es uno más en la convocatoria.

—Da la sensación de que Eguaras y Javi Ros se sienten más cómodos con interiores que con extremos. ¿Cómo está viendo ese doble pivote?

—Hemos utilizado diferentes situaciones. Por la izquierda han jugado Chavarría y Nick, que son jugadores que tienen más ida y vuelta, y también Zanimacchia. Por la derecha han jugado Larrazábal, Nick y Bermejo. Es importante que todos estemos juntos para ser un equipo competitivo. Si nos partimos y somos un equipo que tiene idas y vueltas y descontrol tras pérdida, lógicamente estaremos más expuestos y tendremos más dificultades a la hora de poder solventar los partidos. Sin embargo, si tenemos orden, trabajo, gente que repite esfuerzos en el ida y vuelta, verticalidad y juego interior y por fuera, seremos un equipo que compita mejor. También unos partidos te piden unas cosas y otros, otras. En la elección y en la toma de decisiones es donde tenemos que estar acertados para buscar el partido que queremos. Eso también pasa por ir conociendo los rendimientos, la evolución, los picos de forma de los jugadores… Debemos generar confianza para encontrar la mejor versión de cada jugador, en cada posición y en el momento del partido que lo pida.