LIVERPOOL

Una celebración altamente contagiosa

5.000 aficionados del Liverpool ignoraron en Anfield, a pesar de los esfuerzos de la policía de Merseyside, las medidas de distanciamiento social.

Tras Nápoles, ahora Liverpool. Así se podría titular los irresponsables actos que 5.000 aficionados del Liverpool realizaron anoche junto a Anfield para conmemorar que su equipo acababa de romper una sequía de 30 años sin ganar la Premier League.

Ataviados con sus habituales banderas y bufandas rojas, los seguidores ignoraron, a pesar de los esfuerzos de la policía de Merseyside, las medidas de distanciamiento social vigentes en la ciudad ubicada al noroeste de Inglaterra por la crisis del coronavirus, fundiéndose en abrazos mientras entonaban, sin mascarilla, diversos cánticos en honor a su equipo.

Cabe destacar que Italia ha desplegado al ejército en el barrio popular de Mondragone en un intento por garantizar que los 700 habitantes cumplan las medidas de confinamiento tras detectar este jueves un brote de la COVID-19 que ha afectado a 49 personas.