EIBAR - REAL SOCIEDAD

Derbi de contrastes en Ipurua

El Eibar pelea por salir de la zona caliente de la tabla de clasificación y la Real Sociedad aspira a ponerse cuarta. Se trata del partido aplazado por el incendio en un vertedero.

Sergio Álvarez busca un balón por arriba en presencia de Expósito en la sesión de ayer en Atxabalpe.
Ion Alcoba Beitia ©GTRESONLINE

EI derbi liguero guipuzcoano entre el Eibar y la Real Sociedad llega, tres semanas después de su aplazamiento por la contaminación en el aire derivada de un incendio en un vertedero de Zaldibar, en una situación de urgencia para un conjunto local precisado de puntos y en un gran momento de los donostiarras. Estos, en una ola de euforia por la final de Copa, subirán a la cuarta plaza de Champions si ganan (sigue el partido en directo en As.com).

El Eibar no está para hacer regalos; se encuentra con el agua al cuello tras perder con el Mallorca en Ipurua el sábado y no puede permitirse un nuevo tropiezo en su feudo, que le pondría a los pies de los caballos y en vísperas de visitar al Real Madrid, el viernes. Si el partido se hubiera disputado cuando correspondía, en la jornada 24, el Eibar lo habría afrontado con seis puntos sobre el descenso, lo que hubiera dado un matiz diferente.

La Real no ha ganado nunca en Ipurua en Primera, aunque sí que lo ha hecho en Segunda y en la Copa. El Eibar quiere aferrarse a esta tradición, intentando sacar provecho de su feudo, donde ha derrotado esta temporada al Atlético, el Sevilla, y el Villarreal, otros aspirantes a actuar en Europa. Mendilibar hará cambios en el once inicial, que es una incógnita. Tras haber empleado un 4-4-2 ante el Levante y Mallorca, podría cambiar de sistema de juego. Sufre las bajas del sancionado Oliveira y el lesionado Ramis, ha dado descanso a tres titulares, Sergi Enrich, Diop y Pedro León.

La acumulación de partidos por la Copa, sumados al esfuerzo extra en este encuentro aplazado, obligó a Imanol a cambiar medio equipo ante el Barcelona y hoy habrá nuevas modificaciones. Volverán Oyarzabal, que tuvo muchos minutos de descanso el pasado sábado, y probablemente también a Adnan Januzaj, que no jugó en el Camp Nou.