DORTMUND - PSG

Haaland, el delantero de moda que tenía como ídolo a Michu

El ariete del Dortmund etiquetaba en sus primeras publicaciones de Instagram al atacante español por sus goles en el Swansea. "Es un honor", dice Michu en AS.

A sus 19 años de edad, Erling Haaland se está erigiendo como una de las grandes figuras del fútbol europeo. Ocho goles en la primera fase de la Champions, incluido un hat-trick, y el hecho de celebrar un tanto en cinco de sus seis partidos así lo avalan. Tal talento ya estaba preparado para dar un salto más en su carrera deportiva y, en este mismo mercado de invierno, abandonó el Salzburgo para vestir la camiseta del Borussia de Dortmund. Vistas sus cifras goleadoras, no sería de extrañar que sus referentes fueran Ronaldo, Cristiano, Messi, Didier Drogba o incluso David Villa. Sin embargo, un voraz atacante ovetense fue el que le encandiló.

Miguel Pérez Cuesta, por todos conocido como Michu, era el ídolo de la infancia de Haaland, hasta el punto de etiquetarlo en sus primeras publicaciones de Instagram encima de su propia silueta. El propio protagonista considera un "honor" esta anécdota. Tal es la admiración que tenía por él que dichas publicaciones databan de agosto del año 2016, cuando el futbolista español ya llevaba meses sin jugar en el Swansea y las lesiones le habían castigado con dureza. Dicho de otra manera, el delantero de moda no se olvidó de Michu pese a todos sus problemas y le tomó como referente en sus años de formación como punta.

Un hecho que resulta llamativo, pero que recuerda, tantos años después, el impacto que tuvo el actual director deportivo del Burgos en la Premier League. ¿Recuerdan el clásico 'Nice to Michu'? Todo nació en una gran temporada en el Rayo Vallecano, con el que anotó 15 goles y dio 4 asistencias en Liga. Eso le ayudó a dar el salto al Reino Unido, concretamente al Swansea. Dejó su sello de identidad, desde luego. Su rugido se impregnó en las paredes del Liberty Stadium, que celebraron 22 goles en 43 partidos en su primera temporada. Incluso durante semanas se estipuló con la posibilidad de que fuera pichichi. Se quedó en la quinta posición.

Empezó como un tren, con cuatro goles y dos asistencias en su tres primeros encuentros en la Premier. A mitad de temporada salió de un pequeño bache goleador, con dos dianas en el Emirates o el tanto del empate al Manchester United. También anotó en la final de la EFL Cup, frente al Bradford. Un éxito absoluto, antes del calvario de su tobillo, que le hizo retirarse del fútbol prematuramente. Para el año de su debut internacional, Erling Haaland tan solo tenía 13 años, pero los primeros recuerdos son los que más marcan, de cara, sobre todo, a la formación en el terreno de juego.

Haaland etiquetaba a Michu en sus publicaciones de Instagram.

Michu: "Es un honor"

Las lesiones forzaron a Michu a dejar el fútbol profesional antes de tiempo, pero quiso seguir ligado al deporte que le dio todo aun lejos del terreno de juego. En 2017 compartió junto a su hermano un primer paso en el Langreo, donde fue director deportivo. De ahí pasó al club de sus amores, el Oviedo, en el que desempeñó la misma función durante siete meses. Ya en diciembre, se abordó en el barco del Burgos, un ambicioso proyecto con intención de lograr el ascenso a LaLiga SmartBank más pronto que tarde.

Sin embargo, Michu continúa disfrutando del fútbol del más alto nivel desde la distancia y la explosión de Haaland tampoco ha pasado desapercibida para él. Preguntado por AS, el que fuera el referente del jugador del Dortmund considera un "honor" que se fijara en él en sus inicios. "Es un jugadorazo. Creo que va a llegar a ser un crack mundial", apunta el ovetense. Eso sí, en lo que respecta a sus semejanzas y diferencias en el terreno de juego, Michu es claro: "Es mucho mejor futbolista que yo (ríe)".