REAL MADRID - CELTA

La sequía de Gareth Bale: 337 días desde su último gol en el Bernabéu

Se cumplen once meses desde el último tanto de Bale en el Santiago Bernabéu. Fue ante el Celta cuando Zidane volvió a debutar en el banquillo del Real Madrid.

La temporada no está siendo nada fácil para Gareth Bale. Sus problemas deportivos y extradeportivos le han devuelto a una situación muy complicada con Zidane a pesar de los intentos de Barnett por hacer de 'poli bueno' en las últimas fechas. El galés, tras sumar cuatro partidos sin ir convocado, volvió a ser titular la pasada jornada ante Osasuna. El resultado, pobre. Fue sustituido en el minuto 70 sin ningún tiro a puerta, ningún regate completado y ocho duelos perdidos.

El del Celta será un encuentro especial para Gareth Bale. Se da la circunstancia de que su último gol en el Santiago Bernabéu fue hace 337 días, 11 meses, el 16 de marzo de 2019, en el partido de la pasada temporada ante los vigueses. Bale se aprovechó de un pase de Marcelo y el resbalón de un defensor visitante para controlar y definir con la derecha ajustando el cuero al palo para hacer el definitivo 2-0 en el partido.

Ese enfrentamiento llegó en horas bajas para un Real Madrid que había completado su semana negra después de decir adiós a la Copa ante el Barça, a la Champions League contra el Ajax y perder LaLiga de manera virtual tras caer en el Clásico. Santiago Solari firmó su sentencia como técnico blanco y, precisamente, ante el Celta de Vigo volvió a debutar Zinedine Zidane en el banquillo blanco. En ese primer encuentro ya dejó detalles interesantes y devolvió a la titularidad a Marcelo y a Isco, defenestrados por Solari. Gareth Bale fue titular y volvió a completar un partido completo en Liga cuatro meses después.

La regular irregularidad de Bale

Desde aquel día, Gareth Bale ha sido incapaz de volver a anotar un gol en el Santiago Bernabéu a pesar de haber disputado ocho partidos en el feudo blanco. Sus cifras, signo de su irregularidad. Desde ese 16 de marzo de 2019, Bale ha hecho tres goles con el Real Madrid, los tres lejos del Bernabéu, para un total de apenas cinco tantos en 2019. Consiguió un doblete ante el Villarreal en la tercera jornada de liga, en la que acabó expulsado, y abrió el marcador en los dieciseisavos de Copa del Rey ante Unionistas.

Bale anotó su último gol en el Bernabéu hace 11 meses.

Las estadísticas no son un seguro de vida, pero son capaces de explicar muchas cosas. Gareth Bale suma más lesiones (6) que goles (5) y casi que partidos completados (8) en los últimos 14 meses. El galés entrenó el jueves con un esguince en el meñique. Otro percance, este leve, para un futbolista de cristal desde su llegada al club blanco. Un club en el que ha batido su récord de lesiones y se ha perdido casi 100 partidos.

Han pasado 337 días desde su último gol en el Santiago Bernabéu y ante el Celta, de nuevo, buscará romper una mala racha deportiva que no hace más que agravar sus problemas extradeportivos. Gareth Bale, ante otra oportunidad de oro.