RAYO-BETIS

Álex Moreno, acogido en Vallecas con pitos

El catalán se enfrentó a su antiguo equipo con la camiseta del Betis. Parte de la afición mostró su resentimiento por la manera en la que gestionó el traspaso.

Álex Moreno, acogido en Vallecas con pitos
Rodrigo Jiménez EFE

Álex Moreno ha vuelto a Vallecas, esta vez no como héroe del Rayo sino como adversario. Él que fuera el jugador que marcó el gol del ascenso en 2018 contra el Lugo, se marchó al Betis tras una negociación larga que dolió a su antigua afición. Durante la misma, el catalán dijo sentirse deprimido ante la posibilidad de que el traspaso a su nuevo equipo pudiera naufragar. Al final, consiguió lo que quería pero el destino ha vuelto a llevarle a la que fue su casa por cuatro temporadas. Los aficionados del Rayo no olvidaron su malestar. Parte del estadio pitó al lateral de los andaluces durante el partido de dieciseisavos de Copa.

Moreno se ha convertido en titular inamovible para los de Rubi. Lleva ya cuatro asistencias en la Liga y un gol en la Copa, en el 3-0 contra el Portugalete. El Betis pagó por él una cifra histórica, 8 millones de euros, que sólo el fichaje de Embarba por el Espanyol pudo superar, llegando a los 10 millones.