Barcelona BCN
4
Griezmann 13', Vidal 44', Messi 68', Luis Suárez 74' (p)
Alavés ALA
1
Pere Pons 55'
Final

BARCELONA - ALAVÉS

Maquillaje de fin de año

El Barça, a enmendar contra el Alavés su flojo Clásico (16:00, Mov. LaLiga). Los vitorianos, tocados por su doloroso KO copero en Jaén.

De Jong, con Busquets, en el entrenamiento de ayer.
Gorka Leiza DIARIO AS

El Barça cierra el año ante el Alavés sin demasiada resaca de Clásico. Después de la polémica de San Sebastián y la carta de Bartomeu a Rubiales, el aire del partido del miércoles se llevó el lío arbitral a Madrid. Quedó cierto aire de frustración en entorno y vestuario, pero no de derrota. Pese a sus debilidades y al calendario terrible que le espera, ocho de las últimas once Ligas merecen un voto de confianza para este supuestamente crepuscular Barça que, normalmente, siempre acaba manteniéndose en pie.

Por las dudas generadas alrededor del grupo después del partido ante el Madrid, ser líder y campeón de invierno tiene cierta importancia simbólica (sigue el partido en directo en As.com). Y el Barça es primero sólo por dos goles. Los viejos debates seguirán. La pérdida del ADN, la ausencia de protagonismo del centro del campo, el presunto declive de Suárez cada partido que no marca, o la excesiva dependencia de Messi.

El Barça ya se ha acostumbrado a vivir con eso de manera tranquila. Pero perder el liderato en un partido aparentemente sencillo contra el Alavés sí sería zarandear la estabilidad del club y gestar una tormenta en Navidad.

Aquí no sólo sufre el Barça. El Alavés, finalista de la Copa en 2017, fue humillado el martes en Jaén en la primera ronda. Único equipo de Primera eliminado, tropiezos así tocan la moral de cualquiera. Pocas cosas mejores que un gran escenario para limpiar simbólicamente el escudo. Acostumbrado a fiarlo todo a su defensa otros años en el Camp Nou, pero capaz de dar sustos (ganó en 2016 con goles de Ibai y Deyverson, ese delantero heterodoxo pero con chispa que regresó a su país para jugar en el Palmeiras), esta temporada son sus dos delanteros, Lucas Pérez y Joselu, quienes le dan el perfil al Alavés. Lucas Pérez ya sabe lo que es sacar puntos del Camp Nou. Empató (2-2) con el Depor dos temporadas consecutivas.

Valverde moverá el árbol. El Barça viene de dos esfuerzos que exigieron hasta el final a un equipo cuya columna vertebral rebasa los treinta años. Muchos de ellos, sin embargo, son intocables y no será una excepción hoy. Jugarán Piqué, Suárez, tal vez Busquets, y Messi. Hay quien se frota las manos con un posible ocaso, pero Messi es capaz de ser el Cid.