REAL MADRID-PSG

Keylor encuentra la paz en París

El tico regresa al Bernabéu como baluarte del PSG. Se siente protagonista y en la Champions brilla. En cuanto hubo alguna crítica en Francia, Tuchel salió firme en su defensa.

El PSG ha tenido siempre un denominador común desde la llegada de la propiedad qatarí: un muy buen ataque y una no tan buena defensa. Al analizar los porteros con los que ha contado en los últimos años encontramos una lista que ni mucho menos puede catalogarse de primer nivel, a excepción de Buffon (aunque llegó en el peor momento de su carrera y tuvo gran responsabilidad en la eliminación contra el Manchester United en la Champions pasada).

La llegada de Keylor Navas el pasado verano supuso un alivio importante para el PSG. El costarricense, fundamental en las tres Champions consecutivas del Real Madrid, era la pieza que le faltaba al engranaje de Thomas Tuchel. El cambio de Areola por Keylor suponía un salto cualitativo gigante, y no sólo eso, sino que ganaba para el equipo parisino a un jugador que ya sabe lo que es levantar la máxima competición continental, siendo el único de la plantilla actual, junto a Neymar y Di María, que puede presumir de ello.

Keylor se ha convertido en apenas meses en una de las figuras más veneradas en el Parque de los Príncipes. Y eso que sus inicios en Francia dejaron varias dudas entre los aficionados, ya que en la primera derrota, contra el Reims, fue señalado como uno de los mayores responsables de la misma. En aquel encuentro Keylor pudo hacer más en los dos goles que encajaron los de Tuchel, aunque el técnico ha salido siempre en su defensa ante los medios. Es habitual, además, verle con Neymar, con el que ha forjado una gran amistad en la capital francesa.

Imponente en la Champions

No obstante, cuando suena el himno de la Champions, el guardameta costarricense se transforma. Y es que la competición europea es la favorita del exmadridista y así lo ratifican los datos. En cuatro partidos disputados, el PSG no sólo está invicto, sino que tampoco ha encajado gol. Y mucha culpa la tiene Keylor, que en el último partido le dio la victoria a su equipo contra el Brujas tras realizar una de las paradas del torneo y atajar un penalti, cuajando una de las mejores actuaciones de un portero del PSG en su historia reciente.

Keylor volvió a tener un período de dudas en otra derrota. El equipo se vio sorprendido por el Dijon (2-1) el 1 de noviembre y el meta fue otra vez uno de los más señalados. En los dos goles del rival, la Prensa le atribuyó la mayor culpabilidad, aunque también es cierto que la exhibición contra el Brujas había apagado los fuegos de los más escépticos con su rendimiento. En el último encuentro, contra el Lille, Keylor volvió a ser uno de los mejores. Los de Galtier llegaron dos veces a su portería, pero el portero demostró unos reflejos y una rapidez de reacción que recordaron a su mejor versión con el Real Madrid, consolidándose como un guardameta que le puede dar muchas alegrías a los capitalinos.

Este martes Keylor escuchará el himno de la Champions en el Bernabéu con otra camiseta por primera vez. La situación será extraña para él, pero regresa a Chamartín como el mejor portero del gran torneo continental y en un momento de forma excepcional...