ALMERÍA

Sekou: "Antes tenía que demostrar todo en diez minutos"

El delantero hispano-senegalés es, de momento, titular indiscutible para Pedro Emanuel, sumando cinco tantos. "Al míster no le tiembla el pulso en quien poner", asegura sin obsesionarse con el ascenso.

Sekou: "Antes tenía que demostrar todo en diez minutos"
Carlos Barba DIARIO AS

¿De dónde viene lo de la 'pantera negra'?

La gente siempre me ha llamado pantera, pero el año pasado un periodista de Valencia, Salva Gomis, me decía 'Black Panther' por la película y ahora se ha retomado. A raíz de ahí ya se me ha quedado con la celebración. En el Valencia Mestalla quise hacerlo, pero no me dio tiempo porque era el gol de la salvación y vinieron todos juntos a saltar [minuto 81 de la última jornada, frente al Espanyol B]. Ahora siempre que puedo siempre hago la misma, he empezado muy bien.

El 2 de agosto un jeque saudí compra el club. Se suspende la concentración en Málaga y vuelven. ¿Que sienten?

Al principio un poco de incertidumbre, pero cuando hablamos con la nueva directiva y el nuevo míster ya nos quedamos tranquilos. Fueron cambios, pero nosotros somos jugadores y nos tenemos que adaptar a ellos.

 ¿Se vio en algún momento fuera del club?

No, personalmente escuchaba cosas, pero yo siempre he seguido entrenando como siempre. Con la nueva directiva y con el entrenador he sentido mucha confianza.

¿Le vino bien este cambio?

Puede ser que me viniese bien este cambio. Ahora estoy mucho mejor, tengo más confianza.

Cambio inesperado y que ha hecho que tengan que hablar, por ejemplo, en árabe en algún que otro tuit. ¿Se lo imaginaban?

[Risas] No, la verdad es que no nos lo imaginábamos. Fue un cambio de la mañana a la noche. Nos hemos adaptado muy bien, nosotros con ellos y ellos con nosotros. Estamos muy contentos de estar en este nuevo proyecto. Es un cambio para mejorar el club y la ciudad. Siempre que viene alguien y ayuda con eso es alegría para la ciudad y la gente de Almería.

¿Cuáles son las claves para este buen inicio de temporada?

El trabajo que realizamos durante el entrenamiento. En el grupo todos somos humildes, queremos trabajar y la calidad de los jugadores que han llegado hacen que mejoremos. El entrenador sabe de esto porque ha jugado mucho al fútbol. Tenemos que ir mamando lo que aprendemos de él. El palmarés de Pedro Emanuel habla por sí solo, campeón de Champions League y de Europa League. Ha estado con Mourinho y Villas-Boas y de los mejores se aprende. También ha estado fuera.

Iba a sugerirle después que lo definiese.

Es un entrenador cercano, que dialoga, comprometido y duro. Se nota que ha sido jugador. Nos comprende, pero a la vez nos hace mejorar porque nos aprieta. A nivel personal se nota que ha jugado.

¿Se nota la diferencia entre el entrenador que ha llegado a la élite como jugador y el que no?

Él sabe en los momentos que estamos y cómo se siente como entrenador. Comprende más al jugador personalmente.

La temporada pasada se marcha cedido. En esta es titular indiscutible con un proyecto más ambicioso. ¿Cómo se entiende eso?

Yo estoy muy agradecido por la oportunidad de partir en ese proyecto ambicioso y bueno. Son cosas de fútbol. Hay que seguir trabajando para seguir mejorando. Ha sido un cambio, pero la cesión me vino bien para coger minutos, tener más fuerza y ayudar al equipo con lo que pueda.

En su último partido con la camiseta del Almería la pasada temporada fue expulsado por agresión. Ahora se le ve más calmado. ¿Cómo ha trabajado esa mejoría?

Soy temperamental. Con el tiempo y la confianza voy mejorando en ese aspecto. Antes tenía que demostrar todo en diez minutos y ahora tengo la confianza del míster. También capacidad para mejorar. Con la confianza todo es más fácil. Al míster no le tiembla el pulso en quien poner.

Tiene confianza y también competencia: Darwin Núñez y Juan Muñoz.

Son dos jugadores muy buenos y nos van a ayudar a final de temporada porque tienen calidad. Hay una competencia muy sana. Es bueno para el equipo tener jugadores de alto nivel.

Los aficionados apenas han podido ver al charrúa, sólo media parte en Gijón.

Es un jugador con mucha planta, bastante potencia y busca bien el espacio. Es buen rematador y con buen golpeo. Hay que darle tiempo. Creo que va a dar muchas alegrías.

¿Qué incorporación le sorprendió más en los entrenamientos?

Los jugadores que han venido tienen nombre y todos mucha calidad. Appiah, James, Coris, Darwis, Coric, Juan... Vienen con nombre y están dando el nivel en los entrenamientos, el nivel esperado.

No se moja.

No, la verdad es que los veo a todos muy bien.

¿Se esperaba estos positivos números individual y colectivos tras una pretemporada tan rara?

Uno no se espera estar tan bien. Vamos segundos, a mí me están saliendo las cosas bien, estoy metiendo goles y espero seguir igual. Siempre digo que tenemos que ir partido a partido, antes me echaba cifras, pero la experiencia me dice que mejor ir trabajando para el equipo y los goles llegarán. Ahora estoy más seguro de mí mismo. Un jugador vive de confianza y de hechos. El nuevo técnico y los compañeros me están dando la confianza que estoy transmitiendo.

¿Qué le ha pasado para haber marcado cinco goles en cinco jornadas y no llevar ninguno en las últimas tres?

Es la competición, los rivales van conociendo a los equipos. Es la dificultad de Segunda. Yo espero ayudar al equipo con la que pueda y ver más goles con el equipo seguir mejorando y aprendiendo.

¿En qué puede mejorar?

En todo. Como en la vida y en el fútbol todos los días puedo aprender de todo. El juego de espaldas el y de cabeza son mi fuerte, pero puedo mejorar con el balón en los pies y en el posicionamiento.

En unos meses se ha pasado del ascenso como tabú a obligación. ¿Hay presión?

No, para nada. Nosotros no hemos pensado que es una obligación. No hemos dicho que es una obligación ascender. Queremos mejorar en cada partido y a final de temporada es cuando se marcan los objetivos. Hay que ir poco a poco y ver cómo vamos.

Asegura que no hay presión. ¿Sería un fracaso no ascender?

No, para nada. Nosotros no tenemos ese objetivo, sino trabajar día a día. Somos jugadores jóvenes y hay que aprender. A todo el mundo le gustaría para ascender y hacer historia en el club. Es normal. Esperemos hacer buena campaña y que Almería esté orgullosa de nosotros.

Con tantos jóvenes, la experiencia de jugadores como Petrovic se antoja capital.

Esos jugadores tienen mucha veteranía. También los que estaban, caso de René y algunos más, nos ayudan a tener esa calma y esa tranquilidad.

Cosechan dos derrotas consecutivas, habiendo encajado seis goles en dos partidos, el doble que en las siete primera jornadas.

La verdad es que en este último partido no hemos estado bien. Los equipos están apretando, hay que seguir trabajando y seguir con humildad y los pies en el suelo. Ni antes éramos tan buenos buenos ni ahora tan malos malos. Nosotros siempre hemos tenido los pies en el suelo y esa humildad. Nunca quieres perder. Somos humanos y se puede perder.

El Mediterráneo está registrando la mejor entrada de los últimos años. ¿Cree que influye el hecho de los sorteos o la gente va simplemente por el equipo?

Yo siempre he dicho que la gente de Almería es futbolera. El aliciente de los Audis ayuda, pero esperamos que sigan viniendo para animarnos y estando con nosotros en todo.

Junio de 2020. Ascenso a Primera y pichichi de la categoría. ¿Está en su mente?

Sería un sueño porque habría cumplido un objetivo grupal y personal. Sería bonito para mí, para la ciudad y para mi familia. Hay que seguir trabajando para conseguir estas metas grupales e individuales.