Competición
  • LaLiga Santander
  • LaLiga SmartBank
  • Premier League
  • Serie A
  • Bundesliga
  • Ligue 1
  • Liga Portuguesa
  • Liga Holandesa
LaLiga Santander
LaLiga SmartBank
Premier League
Serie A
Bundesliga
Ligue 1
Liga Portuguesa
Liga Holandesa
Twente Twente TWE

-

Heracles Heracles HCL

-

España Sub-21 ESP21
2
Fabián 6', Dani Olmo 68'
Alemania Sub-21 GER21
1
Nadiem Amiri 87'
Final

EUROCOPA SUB-21 | ESPAÑA - ALEMANIA

España busca hoy revancha y corona ante Alemania

Se repite la final de 2017 y La Rojita ansía distinto desenlace (20:45, Cuatro). Puede igualar a Italia en el palmarés con cinco títulos.

España disputa hoy algo más que una final europea Sub-21 (sigue el partido en directo en As.com). Sobre el césped está en juego demostrar que el modelo de cantera alemán, que se inspiró en el español tras los éxitos de principio de siglo, no ha logrado una evolución más eficaz. Hace 730 días, en Cracovia, se jugó esta misma final y Alemania levantó la copa a pesar de tener a nueve Sub-21 jugando la Confederaciones. Aquelló dejó una conclusión en la Federación española: tocaba reinventarse. Esa transformación ha llegado de la mano de Luis de la Fuente, que ha sido capaz de volver a los orígenes, a aquella solución de Luis Aragonés en la Eurocopa de 2008.

Ante la falta de gol de los primeros partidos, el seleccionador optó por la misma solución que el Sabio de Hortaleza hace más de una década: juntar a los mejores sin importar demarcaciones. Olmo y Fornals vinieron para jugar de mediapuntas, por dentro, y han terminado cada uno pegado a una banda. Oyarzabal aterrizó en Italia como extremo y llega a la final como delantero centro. De la Fuente olvidó las demarcaciones y apostó por el talento. Igual que Aragonés, con idéntico resultado. Da igual dónde jueguen, porque cada vez que se asocian entre ellos La Rojita suena como una orquesta perfectamente afinada.

De aquella final Sub-21 de 2017 permanecen once futbolistas. Siete en España (Meré, Vallejo, Ceballos, Merino, Oyarzabal, Soler y Mayoral) y cuatro en Alemania (Anton, Dahoud, Amiri y Oztunali). La igualdad es máxima y la final justa: llegan las dos mejores del torneo.

La Rojita tendrá enfrente algo a lo que todavía no se ha enfrentado en el campeonato: una selección que irá a la batalla con las mismas armas. Alemania quiere la posesión, el mando del partido. No tendrá la dureza de Italia ni el físico de Francia, pero intentará hacer daño a España donde más le duele: haciendo que corra detrás de la pelota. Ahí estará la clave del encuentro. Con dos estilos tan parecidos, quien logre imponerlo tendrá mucho terreno ganado. La Rojita debe tener mucho cuidado con un nombre propio: Waldschmidt. Ha marcado siete goles en sólo cuatro partidos en este campeonato. Atraviesa un momento dulce.

De la Fuente alineará un once muy parecido al de los últimos partidos, aunque nunca lo ha repetido porque le gusta refrescar al equipo. Aarón y Meré, suplentes en semifinales, son los que más opciones tienen de entrar.

Arriba estará Oyarzabal de falso nueve y Fabián y Ceballos pondrán la magia en la sala de máquinas. El premio es doble: ser campeones e igualar a Italia en el palmarés con cinco títulos.