Competición
  • Clasificación Eurocopa

BARCELONA-LEVANTE

Murillo pasa la prueba del Camp Nou ante el Levante

Murillo pasa la prueba del Camp Nou ante el Levante

David Ramos

Getty Images

El colombiano, que jugará estos meses en el Barça a contrarreloj para demostrar que puede quedarse, debuta en casa en un día en el que no puede cometer errores.

La presentación de Jeison Murillo tuvo mucha menos fanfarria que la de Yerry Mina. Aquella se vendió como una incorporación de futuro y casi estratégica. El primer colombiano de la historia del Barça abría un nuevo mercado. Así se lo pidió Josep Maria Bartomeu el día de su presentación, algo así como que fuera el embajador del ‘més que un club’ en Colombia. Aquel sueño se desvaneció en seis meses. De Mina ya no hay ni rastro en el Camp Nou. Sin embargo, las estrellas se alinearon para llevar pocos meses después a un compatriota de Mina, Jeison Murillo, al vestuario del Camp Nou. Una oportunidad única para que el Barça siga vinculado a Colombia, que hoy tendrá los ojos bien puestos en la Ciudad Condal.

Murillo, salvo sorpresa, debutará esta noche como titular en el Camp Nou (en principio, Piqué o Lenglet descansarán) con todas las miradas puestas en él. El Barça no se puede permitir ni un error contra el Levante y el jugador cedido por el Valencia es consciente de que ha empezado una carrera contra el reloj para demostrarle a Valverde y el Barça que merecerá la pena que el club azulgrana haga frente a la opción de compra de 25 millones de euros este verano.

Murillo, jugador que dice haber crecido “desayunando, comiendo y cenando fútbol”, tuvo un debut difícil. La defensa inédita alineada por Valverde (Semedo, Murillo, Chumi y Miranda) pasó una noche de perros en la primera parte. La aparición de Sergi Roberto y Lenglet en la segunda parte en lugar de los dos canteranos corrigió a la defensa y permitió a Murillo ir a más. No obstante, al jugador se le vio aún algo fuera de sitio, con un toque de más en las conducciones y con problemas de coordinación en la marca. Cumplió, pero sin más.

Una semana más de entrenamiento habrá sido una ayuda para el colombiano para coger medidas y compenetración con sus compañeros. No es descartable que Valverde le haga jugar hoy en el perfil izquierdo de la defensa y lo pruebe con Piqué por si hay alguna urgencia de cara a Liga o Champions. De momento, Murillo ya sabe cómo se las gastan Borja Mayoral y Boateng en la delantera. Alabado por su velocidad, una de las condiciones que más se destacan en Murillo, hoy descubrirá lo grande que se hace el Camp Nou con tantos metros a su espalda. Y, sobre todo, comprobará la exigencia de una afición acostumbrada a lo mejor y que le exigirá que mantenga el altísimo nivel medio de su equipo. Colombia, mientras, estará al tanto de sus aventuras. Después de la decepción con Yerry Mina, el país se merecía una segunda oportunidad de ver a uno de los suyos en uno de los mejores equipos del mundo.