El Oporto cede un empate y su ventaja como líder se reduce

PORTUGAL

El Oporto cede un empate y su ventaja como líder se reduce

El Oporto cede un empate y su ventaja como líder se reduce

MIGUEL RIOPA

AFP

El conjunto blanquiazul se mantiene como líder de la Liga pero su ventaja se reduce a un solo punto debido a la victoria de su inmediato perseguidor, el Benfica.

Un Oporto dominador pero poco incisivo cedió contra pronóstico un empate en casa frente al Nacional (1-1) después de un partido en el que controló totalmente la posesión y en el pagó caros sus errores de cara a puerta. El protagonista del encuentro fue el delantero colombiano Jackson Martínez, que hizo el tanto de los "dragones" de un espectacular cabezazo pero marró a falta de sólo dos minutos el que hubiera sido el gol de la victoria en un mano a mano con el portero rival, el brasileño Gottardi, que se erigió en la figura de su equipo.

El conjunto blanquiazul se mantiene como líder de la Liga pero su ventaja se reduce a un solo punto debido a la victoria de su inmediato perseguidor, el Benfica, que ganó su encuentro de hoy por 1-0 contra un combativo Sporting de Braga al que, sin embargo, le faltó pólvora arriba para definir a la contra.

El Oporto, vigente campeón liguero y que sigue imbatido en este arranque de campeonato, controló de forma casi abusiva el balón -el porcentaje de posesión llegó a rondar el 80 %- ante un Nacional que ocupa ahora mismo la quinta posición en la tabla, muy por encima lo esperado. Las llegadas del equipo local fueron constantes y, de hecho, los 17 saques de esquina del partido fueron a favor de los "dragones".

Precisamente en un córner llegó el gol local, nada más comenzar la segunda parte. En segunda jugada, el balón fue colocado desde la derecha magistralmente por el lateral brasileño Danilo, cuyo centro lo embocó a la red de cabeza Jackson Martínez, que se apuntó así su octavo tanto en Liga.

El argentino Lucho González tuvo en sus botas ampliar el marcador apenas unos minutos después, pero su disparo se marchó fuera por poco. El Nacional, agazapado atrás, salió con peligro al contragolpe aprovechando la velocidad de sus hombres más adelantados. En el 81, una escapada del angoleño Mateus, con recorte incluido sobre Danilo, acabó en un disparo a la escuadra que salvó de forma milagrosa y en la misma línea el central argentino Otamendi. Sin embargo, su rechace llegó a los pies del punta venezolano Mario Rondón, que no falló y puso el empate en el luminoso.

Durante los últimos minutos el Oporto se lanzó de forma decidida a por la victoria, pero Gottardi brilló y lo sacó todo, incluido un mano a mano con Jackson Martínez cuando el encuentro estaba a punto de expirar. El entrenador del conjunto blanquiazul, Paulo Fonseca, sacó para el duelo de hoy su once titular tipo a excepción del central brasileño Maicon -que entró por el sancionado Mangala- y el centrocampista mexicano Héctor Herrera, al que entregó la manija del juego en detrimento del belga Defour. También tuvo minutos la joven promesa colombiana Juan Quintero, que entró en el 66 en sustitución del internacional luso Josué, aunque sin apenas impacto en el juego.

El Benfica logra los tres puntos

El Benfica logró hoy tres valiosos puntos en su difícil encuentro contra el peligroso Spòrting de Braga gracias a la inspiración del centrocampista serbio Nemanja Matic, que marcó el único tanto del encuentro en una acción individual. El pivote defensivo de los lisboetas se convirtió en el héroe de la hinchada local en el minuto 73, cuando presionó la salida del balón y robó la pelota al brasileño Mauro, tras lo que avanzó hasta la frontal del área y lanzó un zurdazo raso cruzado que sorprendió al guardameta rival. La victoria de las "águilas" le permite no perder terreno frente al líder, el Oporto, a la espera de ver de qué son capaces los "dragones" en su partido contra el Nacional, y mete además presión al Sporting de Lisboa, que debe ganar para conservar la segunda posición en la tabla.

Después de tres semanas sin jornada de Liga en Portugal, el entrenador del conjunto luso, Jorge Jesús, mantuvo su bloque habitual con la única novedad del joven talento serbio Djuricic en la mediapunta. Las bajas del paraguayo Cardozo -afectado por una lumbalgia- y del uruguayo Maxi Pereira -que se recupera de una lesión- fueron suplidas por el brasileño Lima en la punta de ataque y por el portugués Sílvio en el lateral derecho. El encuentro, tal y como se esperaba, fue muy disputado y durante la primera mitad los visitantes llevaron mucho peligro al área contraria, sobre todo al contragolpe. El Braga, que ocupa una anodina novena posición -lejos de las expectativas-, sigue sin encontrar la fórmula del éxito desde la llegada este verano al banquillo del técnico Jesualdo Ferreira, pese a que ha recuperado tras una grave lesión a una de sus mayores estrellas, el delantero Éder, internacional con Portugal. Los "guerreros del Miño" mostraron al menos actitud e intentaron forzar el empate hasta el último minuto con un Alan especialmente activo en el frente de ataque. El nerviosismo en los locales fue aumentando a medida que pasaban los minutos y Jorge Jesús agotó los cambios con la entrada del delantero español Rodrigo, el extremo portugués Ivan Cavaleiro -una de las mayores promesas del fútbol luso- y su compatriota André Almedia, quien sustituyó a un lesionado Siqueira. Sin embargo, el Benfica no fue capaz de generar ocasiones claras y tan sólo el trabajo y la precisión en el disparo de Matic -futbolista seguido por varios de los mejores clubes europeos- le garantizó la victoria hoy.

Comentarios

Comentarios no disponibles