Temas del día

Ángel no podrá tocar hoy su portería maldita

Real Madrid - Villarreal | La intrahistoria

Ángel no podrá tocar hoy su portería maldita

Ángel López, lateral canario del Villarreal, no estará finalmente hoy en el Bernabéu. Su ilusión y su objetivo era poder volver a este estadio y dar por cerrada su lesión y casi diez meses de sufrimiento. Y es que fue el pasado mes de enero, en el campo madridista, cuando el internacional se lesionó. Aquella fatídica tarde cayó aplastado entre el poste y el cuerpo de su compañero Diego López tras defender un córner. Aquel golpe le partió los ligamentos de la rodilla derecha y puso en marcha su calvario particular. Curiosamente, su primera lesión grave iba a valer por todas. Y es que son diez meses de problemas, lucha y sufrimiento, que a día de hoy no han acabado. Aunque las cosas están ya muy cerca de solucionarse. Tanto que se esperaba su presencia para este partido, pero, tal y como apuntó su técnico: "Todavía le falta un poco". Sin duda, el que más ganas tenía y más lo esperaba era el propio futbolista. "Estoy loco por volver a jugar y sobre todo ayudar al equipo", ha asegurado en los últimos días. Además, esta visita al feudo madridista permitía la opción de acabar con el único miedo que se le resiste al canario. Éste no es otro que el de la portería del Fondo Norte del Bernabéu. Ésa que cada vez que ve, según reconoce, se le viene a la cabeza aquella tarde y todo lo que le ha supuesto. Es más, Ángel asegura: "Después de lo que he pasado, he superado todos los miedos. Aunque si he de ser sincero, tengo que reconocer que sólo hay uno que me supera". Ese miedo no es a un golpe, a un rival o a una jugada en concreto sino a "ponerme en el primer palo para cubrir un córner. No sé qué pasará si me toca... pero no creo que me ponga".