EPIK

Miedito

Las mantis religiosas están aprendiendo a cazar peces

Las mantis religiosas están aprendiendo a cazar peces

Rajesh Puttaswamaiah

Si las Mantis y su costumbre de comerse al macho tras el apareamiento no imponían ya, un nuevo descubrimiento agranda su leyenda.

Las mantis religiosas son uno de los insectos más intrigantes y en cierto modo aterradores que hay. No solo por su conocida costumbre (que no se da siempre, todo hay que decirlo) que tiene la hembra de devorar al macho mientras se aparean, sino porque son unos depredadores voraces.

Hasta ahora sabíamos que las mantis se podían alimentar de pequeños insectos, moscas, mariposas, pequeños lagartos, crías de ratón, e incluso colibrís. Sí, colibrís, mira este vídeo:

Pero hay más. Una investigación publicada esta semana en el Journal de Orthoptera Research por parte de un grupo de investigadores en La India muestra que también son capaces de comer peces.

El grupo estaba liderado por Roberto Battiston del Museo Canal di Brenta en Italia. Allí observaron en un estanque privado como una mantis religiosa, en este caso un macho, era capaz de comerse hasta 9 pececillos conocidos como peces millón en solo 5 días.

En su relato cuentan que el primer día vieron cómo se comía a dos de ellos, atrapándolos mientras estaba en las hojas que flotaban encima del agua. Después, en los días posteriores se le vio comerse al resto. Sí, son muchos peces para un insecto, lo cual nos da una idea de su voracidad.

Los investigadores dicen que aunque se realizó la observación en un estanque de un jardín este se parecía mucho a su hábitat natural, y que no hubo influencia humana. No obstante, al haberse reportado el caso en un único ejemplar, creen que deben verse más casos para que este comportamiento signifique común a toda la especie.

Lo que está claro es que las mantis son mucho más que unos bichos cualquiera, ya que su capacidad para cazas parece estar a otro nivel.

0 Comentarios

Normas Mostrar