ACTUALIDAD

El pequeño Nicolás, condenado a tres años de cárcel

La Audiencia Provincial de Madrid le condena por usurpación de funciones públicas y cohecho activo durante un viaje a Lugo en 2014.

El pequeño Nicolás, condenado a tres años de cárcel
EFE

Francisco Nicolás Gómez Iglesias, conocido como el Pequeño Nicolás, ha sido condenado a un total de 3 años de cárcel tras la sentencia de la sección decimoséptima de la Audiencia Provincial de Madrid a la que ha tenido acceso EFE.

Los hechos ocurrieron durante un viaje que hizo el joven a Ribadeo (Lugo) en 2014, en el que se hizo pasar por un alto cargo relacionado con la Casa Real y la Vicepresidencia del Gobierno para reunirse con el presidente de Alsa.

En la sentencia se le condena a 9 meses de cárcel como autor de un delito de usurpación de funciones públicas con la atenuante analógica de anomalía psíquica y dilaciones indebidas. Además, se le condena a otros dos años y tres meses por un delito de cohecho activo.

En la misma sentencia, Gómez Iglesia ha quedado absuelto de los delitos de falsedad y de malversación de caudales públicos de los que también estaba acusado. La fiscalía pedía para él una pena de 7 años de cárcel, pero finalmente han sido 3 los que ha impuesto la Audiencia Provincial. Como asegura EFE, en su declaración en el juicio, Francisco Nicolás dijo que solo quería fingir ser una persona importante para sentirse “poderoso” y que no pretendía hacerse pasar por una autoridad.

El viaje a Ribadeo en 2014

El episodio en el que se produjeron los delitos ocurrió en agosto de 2014. Una comitiva de vehículos llegó al municipio gallego desde Madrid, y en su interior viajaba Francisco Nicolás junto a dos policías, que también se han sentado en el banquillo por cooperar con el joven.

Gómez Iglesias contactó con anterioridad con las autoridades del municipio y avisó de que acudiría una persona cuya identidad no podía revelar “por razones de seguridad nacional”. Además, al presidente de Alsa, Jorge Cosmen le dijo que acudiría “alguien muy importante de la Casa Real”, según aseguró el empresario durante la vista oral, como recoge El País.

Durante la comida con el empresario, el joven llegó a fingir que recibía una llamada de la vicepresidenta del gobierno por aquel entonces, Soraya Sáenz de Santamaría. “Su engaño adquirió tal dimensión, que varios coches de la Policía local escoltaron a la comitiva a su llegada a Ribadeo”, según apunta El País.

Otras condenas previas

El Pequeño Nicolás ya fue condenado en junio a un año y nueve meses de prisión por falsificar el DNI para que un amigo le hiciese la selectividad en 2012. Esta fue la primera condena del Gómez Iglesias, y aunque la fiscalía pedía más de cuatro años por el delito de falsedad documental, la Audiencia Provincial de Madrid solo le condenó a 1 año y nueve meses al aplicar un atenuante por dilaciones indebidas en el procedimiento.