Deporte y Vida

SALUD

El consejo (lógico) de Alberto Chicote para perder 40 kilos en tres años

El cocinero Alberto Chicote lleva tiempo defendiendo los beneficios de unos hábitos de vida saludable tras protagonizar una impresionante historia de transformación y serle detecatada diabetes tipo 2.

alberto chicote, diabetes, salud, obesidad, ejercicio físico, dieta, adelgazar, perder peso
Beatriz Velasco Getty Images

La diabetes no es solo tener el azúcar alto, es una enfermedad mucho más peligrosa de lo que parece porque tiene asociados riesgos cardiovasculares como infartos de miocardio o Ictus. Hay un dato escalofriante que hace referencia al número de personas que desconoce que sufre diabetes tipo 2 y que alerta de que el 50% de los pacientes con diabetes tipo 2 del país no saben ni siquiera que son pacientes, porque no les duele, no les molesta”.

Quien habla es Alberto Chicote, el mediático chef madrileño, que desde hace tiempo se ha embarcado en una cruzada para fomentar un estilo de vida saludable a través de la alimentación como muestra su activa participación en #DiabetesPorTuCorazón, una iniciativa de la Alianza Boehringer Ingelheim y Lilly en diabetes, que tiene como finalidad advertir sobre los problemas cardiovasculares asociados a la diabetes tipo 2.

"Llevar unos hábitos alimenticios adecuados te permite hacer un montón de cosas que, si no, no podrías hacer, y beneficia tanto a los enfermos de diabetes como a su entorno”, explica Chicote, que ha protagonizado una impresionante historia de transformación ya que en apenas 3 años ha sido capaz de perder 40 kilos.

"Los milagros no existen: recomiendo ir a un médico y un nutricionista. Además, una alimentación cardiosaludable no tiene por qué ser enfrentarse a una rodaja de merluza a la plancha, o a un pollo a la plancha y un montón de lechuga. Se pueden hacer cosas fantásticas que también forman parte de un plan supervisado por expertos de la salud”, añade el chef, que a finales del año pasado publicó un libro de recetas (descarga gratuita de ‘Recetas para tu corazón’) que precisamente combate la idea de que una dieta saludable es aburrida.

La importancia de no ser sedentario

Pero además, Alberto Chicote aboga por abandonar el sedentarismo e incorporar un poco de actividad física a la rutina diaria. "No es necesario convertirse uno en un deportista de élite para lograr el objetivo, es cuestión solo de cambiar algunos detalles en tu estilo de vida e incorporar hábitos saludables como por ejemplo bajar del autobús dos paradas antes para andar o subir un piso de escaleras. Hacer poco de ejercicio físico es tan recomedable como adherirse a un dieta saludable", concluye.