Deporte y Vida

SALUD

Pasar más tiempo de pie: una decisión saludable que incrementa el gasto de calorías

calorías, salud, obesidad, ejercicio físico, enfermedades, estar de pie, sentarse, tumbarse

as.com

La diferencia entre estar de pie frente a opciones más sedentarias, como estar sentado o acostado, puede ser un factor clave que influya en los riesgos para la salud y en la aparición de patologías.

Una investigación a cargo expertos de la Universidad de Granada (UGR), liderada por Francisco J. Amaro-Gahete, demuestra que la composición corporal de una persona, es decir, la proporción de grasa que presenta, podría influir en la diferencia entre la cantidad de energía gastada al estar de pie frente a otros comportamientos más sedentarios como estar sentado o acostado.

Los resultados del estudio, publicados en la revista ‘PLOS ONE’, confirman que este sencillo gesto puede suponer una manera útil de quemar calorías y combatir estilos de vida sedentarios, relacionados con un mayor riesgo de mortalidad y de sufrir diferentes tipos de patologías como obesidad, diabetes o cáncer, entre otras.

Los investigadores analizaron las diferencias en el gasto de energía en en 55 adultos jóvenes de 18 a 25 años y pudieron comprobar que mientras permanecían de pie quemaban más calorías por minuto que estando sentados o tumbados, donde apenas se notaban diferencias. Además, lo expertos pudieron comprobar que que los participantes con una masa corporal magra más alta tenían una diferencia menor en la energía gastada sentado frente a estar de pie.

Un gasto de 56 kcal/día adicionales

El trabajo de la UGR no viene sino a confirmar que incrementar el tiempo dedicado a estar de pie podría ser una estrategia simple para aumentar el gasto de energía y combatir el sedentarismo. Y es que no es la primera vez que se intenta arrojar luz sobre este aspecto ya que el año pasado un metaanálisis de 46 estudios, en el que participaron expertos del Hospital General Universitario Gregorio Marañón de Madrid, también ahondaba en los beneficios de estar de pie.

Los resultados de ese trabajo, publicados en el ‘European Journal of Preventive Cardiology’, aseguraban que estar de pie durante seis horas al día en lugar de estar sentado suponía que una persona de 65 kg posdía gastar 54 kcal/día adicionales, lo que al cabo de un año se traduciría en una pérdida de 2,5 kg. Sin duda, no estamos hablando de una reducción significativa, pero todo suma.

Determinante en el puesto de trabajo

Así pues, permanecer de pie en lugar de otros comportamientos más sedentarios se ha convertido en una de las decisiones más determinantes que podemos tomar para mejorar la salud. Especialmente determinante puede resultar en el lugar de trabajo, un aspecto que no ha pasado desapercibido para las empresas ya que se estima que en los próximos años el mercado global de escritorios para trabajar de pie alcanzará los 2.800 millones de dólares.