Deporte y Vida

PSICOLOGÍA

Otro mito que se derrumba: el azúcar tampoco mejora el estado anímico

azúcares añadidos, azúcar, salud, nutrición, diabetes, obesidad, estado de ánimo, psicología

as.com

El azúcar no mejora ningún aspecto del estado de ánimo e incluso puede empeorarlo, independientemente de la cantidad o de si se realizan actividades exigentes después de consumirlo.

Ya ni el estado anímico. El consumo de azúcar va a acabar reduciéndose exclusivamente a una cuestión relacionada meramente con el sabor a tenor de lo que se desprende de una investigación conjunta realizada por las universidades británicas de Warwick y Lancaster, y la Universidad Humboldt de Berlín (Alemania), que concluye que la ingesta de azúcar no mejora ningún aspecto del estado de ánimo e incluso puede empeorarlo, independientemente de la cantidad de azúcar o de si las personas realizan actividades exigentes después de consumirlo.

El excesivo consumo de azúcar entre la población se ha convertido en un grave problema de salud y en una de las batallas de nuestro tiempo, ya que lleva asociadas determinadas patologías como la obesidad o la diabetes. Todavía queda mucho camino por recorrer porque el azúcar está presente en gran cantidad de alimentos, sobre todo los ultraprocesados, y todavía queda mucho camino por recorrer para cumplir con las recomendaciones de la Organizacion Mundial de la Salud (OMS), que aboga por reducir el consumo de azúcar a menos del 10% de la ingesta calórica total, e idealmente por debajo del 5 por ciento.

Aumenta el cansancio y disminuye el estado de alerta

Pero es bueno que investigaciones ambiciosas como la que recoge la revista 'Neuroscience & Biobehavioral Reviews' confirmen que cada vez tenemos menos motivos para consumir azúcar. Y es que los investigadores, después de analizar los datos recopilados de 31 estudios que involucran a 1.300 adultos, han concluido que el azúcar no mejora el estado de ánimo. De hecho, aumenta el cansancio y disminuye el estado de alerta una hora después de su consumo.

"La idea de que el azúcar mejorar el estado de ánimo ha estado muy asentada en la cultura popular, hasta tal punto que las personas consumen bebidas azucaradas para estar más alertas o combatir la fatiga. Pero los resultados de nuestra investigación indican muy claramente que tales afirmaciones no están fundamentadas. Es más, el azúcar probablemente le hará sentir peor", explica el doctor Konstantinos Mantantzis, director del estudio.