Deporte y Vida

¿Por qué nos quedamos calvos?

SALUD

¿Por qué nos quedamos calvos?

¿Por qué nos quedamos calvos?

Pepe Torres

EFE

Uno de los peores enemigos del hombre es la calvicie. Te explicamos por qué nuestro pelo se va cayendo y qué remedios existen para tratarla.

La calvicie tiene un sitio preparado para nosotros tarde o temprano, excepto para algunos “suertudos” que llegan a los setenta años conservando una larga cabellera. Podemos empezar a notar sus efectos a los veinte, a los treinta, a los cuarenta…quien sabe si a los cincuenta o los sesenta, en los mejores casos. Sin embargo, no tenemos por qué preocuparnos: hay calvos muy sexis y triunfadores como el actor Bruce Willis o el tenista Andre Agassi. Si nos toca, pues nos toca, y hay que apechugar.

La alopecia es muy común en los hombres. El 80 por ciento de los mayores de 21 años ya tiene entradas, y alrededor del 60 por ciento de los mayores de 40 tienen lo que se conoce como “coronilla despoblada”.

Agassi junto a su mujer.

La causa

La alopecia más común se debe a los efectos de los andrógenos, hormonas masculinas que van acortando la fase de crecimiento de pelo y sustituyéndolo por vello. Es el tipo de alopecia llamada “androgenética”.

Por otra parte, la calvicie también puede ser hereditaria. En este caso es muy complicado tratarla, ya que la llevamos en los genes y contra eso es muy difícil luchar, a no ser que nos pongamos directamente un implante. Otra causa común de la caída de cabello es el llamado efluvio telogénico, que puede suceder a una enfermedad transitoria, anemia o deficiencias nutricionales. En ese caso, debemos asegurar que nuestra dieta es la más adecuada.

Asimismo, el factor ambiental también hay que tenerlo en cuenta, ya que por ejemplo el aire contaminado, los acondicionadores o determinados líquidos pueden ser muy perjudiciales para nuestro pelo, y varían en función de la sensibilidad individual. Además, hay que tener en cuenta que el pelo envejece y se hace más frágil: pierde grosor y su densidad total disminuye con el paso de los años. En todo caso, lo más frecuente y normal con la pérdida de pelo es que también disminuye, en el caso de los hombres, la testosterona.

Posibles tratamientos

Además del mencionado implante capilar para los casos más extremos, podemos usar champús anticaída, que a diferencia de los champús normales, tienen una sustancia denominada piritionato de cinc, utilizada también para los casos de caspa. Asimismo, existen fármacos como el Minoxidil que pueden resultar efectivos, aunque su tratamiento es a largo plazo. El láser capilar puede ser otra opción en caso de que nuestro bolsillo pueda permitírselo, y plantas como la ortiga o la salvia pueden ayudar a tonificar el cuero cabelludo.

Finalmente, lo más adecuado es contar con un diagnóstico adecuado para conocer en profundidad la causa que nos está llevando a perder pelo, y así contar con las herramientas y el tratamiento que más nos convenga en nuestro caso particular.

0 Comentarios

Normas Mostrar