Deporte y Vida

FENÓMENOS EXTRAÑOS

Cuanto más corto el dedo anular, mejor dotado: cosas sorprendentes que tus manos dicen de ti

Cuanto más corto el dedo anular, mejor dotado: cosas sorprendentes que tus manos dicen de ti

El tamaño del pene, la mayor propensión a la monogamia y la ansiedad se pueden predecir mirando tus dedos, dicen los expertos
Nominadas al Oscar a Mejor película 2019

La relación de longitud entre nuestro dedo índice y el dedo anular sirve para revelar desde nuestra salud a la conducta. Los investigadores de la Higher School of Economics en Rusia sugieren que la longitud de los dedos puede predecir hasta la riqueza. Cuanta más testosterona absorbemos en el útero, más largo es el dedo anular con respecto al índice. Esta es la razón por la que muchos hombres tienen el dedo anular más largo que el índice, al contrario que las mujeres. Una menor proporción entre el índice y los dedos anulares puede ser un predictor de varios rasgos que van desde la monogamia a la ansiedad y la depresión.

Hombre rico, mujer pobre

Estas diferencias de tamaño guardan relación con rasgos humanos como la agresividad, la habilidad musical o la orientación sexual. También están conectadas a problemas de salud como autismo, depresión, ataques al corazón y cáncer. E incluso con la situación económica. En el estudio, los investigadores analizaron datos de aproximadamente 700 hombres y 900 mujeres, de 25 a 60 años, preguntando a los encuestados sobre sus ingresos y situación financiera. Los hallazgos revelaron que cuanto mayor era el salario, menor era la proporción de dígitos. Preguntamos a Antoni Barbadilla, profesor titular e investigador de Genómica Evolutiva del Departamento de Genètica i Microbiologia y del Institut de Biotecnologia i Biomedicina de la Universidad Autònoma de Barcelona (UAB) por estas ‘coincidencias’ entre la proporción del tamaño de los dedos índice y anular y, efectivamente, cualquier fenotipo que tengamos guarda relación con el sexo y con determinadas características. Los sexos siempre tienen diferentes medidas y por tanto siempre podemos relacionarlos. “Los estudios, teniendo en cuenta que nunca es de toda la especie humana sino pequeñas muestras que pueden dar lugar a errores de muestreo, sí parecen determinar que el índice menor que el anular se da en mayor proporción en hombres que en mujeres por la testosterona que es un factor de masculinización clarísimo, y se determina durante el periodo prenatal. Es un indicador de sexo. Los sexos difieren en autismo, en ingresos, en nivel socioeconómico, etc.”

Monogamia versus promiscuidad

Un estudio publicado en Biology Letters encontró que las mujeres expuestas a más hormonas femeninas (es decir, estrógeno, progesterona), tienen más probabilidades de estar en relaciones a largo plazo que las mujeres expuestas a más hormonas masculinas. En comparación con los hombres, las mujeres son más propensas a tener dedos índice del mismo tamaño o más largo que sus dedos anulares. “Hay una tendencia clara a que ese índice sea menor en varones que en mujeres y al mismo tiempo parece estar relacionado con el nivel hormonal”. Teniendo esto claro, no resulta tan evidente que el tamaño de los dedos se correlacione con la mayor tendencia a la monogamia de la mujer. “Primero habría que demostrar si esa tendencia es genética o ambiental. No todas las diferencias encontradas son genéticas, aunque la tendencia a creerlo sea fuerte. Sí esta demostrado que la testosterona tiene un efecto sobre la conducta y la mujer, al tener menos testosterona, se espera que sea menos agresiva que el macho y puede generar un carácter menos promiscuo. Pero no es la causa, es un efecto- argumenta Antoni Barbadilla-. El dedo es una especie de indicador indirecto del sexo. Un hombre tiene más testosterona y crece proporcionalmente más su dedo 4 que el dedo 2 y también crecen todas las características asociadas a la masculinidad; una mujer tiene menos testosterona, crece proporcionalmente más su índice que el anular y tiene asociadas todas las características femeninas”.

Tamaño más largo del pene

Parece ser que los hombres con una menor proporción entre su dedo índice y el dedo anular tienen más probabilidades de estar bien dotados. Los investigadores midieron la longitud del pene del paciente (flácido y estirado) y también las longitudes de los dedos. Encontraron que cuanto más corto es el dedo anular, más larga es la longitud del pene erguido. “Aunque el estudio es de una población surcoreana, y se ha visto que hay mucha variación en el índice dactilar entre grupos humanos, siempre se ha dicho que hay una relación del tamaño de los dedos y el pene. Esto es porque parece ser que comparten los mismos genes, desde el punto de vista biológico se crean con las mismas células y los mismos mecanismos. La propia biología te hace que todo esté más o menos correlacionado”, argumenta el investigador de genómica.

Ansiedad y depresión contra hiperactividad y autismo

La baja exposición a la testosterona en el útero puede hacernos susceptibles a la ansiedad y la depresión. En un estudio publicado en Behavioral Brain Research, Carl Pintzka, médico e investigador, observó que altos niveles de testosterona en el útero —dedo índice corto, dedo anular más largo— está relacionado con un mayor riesgo de desarrollar enfermedades que son más comunes en los hombres, incluyendo TDAH, Tourette y autismo. Mientras tanto, las enfermedades como la ansiedad y la depresión son más comunes en las mujeres. “Todo esto parte de la idea sencilla de que si este índice es determinante hormonal y de las características sexuales, automáticamente todo lo que sea más de hombre va a estar más asociado a dedo anular más largo y todo lo que sea más de mujer a dedo anular más corto. Esto no es causa de nada, es una señal más de masculinidad o feminidad”, concluye Antoni Barbadilla.