Síguenos

Surf

Lucy Small: "Estoy cansada de invertir lo mismo y recibir mucho menos que los hombres"

La surfista australiana pronuncia un aplaudido discurso tras ganar un evento de surf (modalidad longboard) en una playa de Sídney (Australia).

Lucy Small: "Estoy cansada de invertir lo mismo y recibir mucho menos que los hombres"
WSL

Esta semana se ha disputado en una de las playas del norte de Sídney un evento de longboard, el Curly Maljam, organizado por el Curl Curl Longboarders Club. Aunque no es ni de lejos el evento más importante del mundo del surf, el campeonato ha dado la vuelta al globo por el discurso de su ganadora en categoría femenina, Lucy Small:

"Gracias a los sponsors por el dinero invertido en esta competición, pero me gustaría decir que, tras saber que nuestro surfing no vale ni la mitad que el de los hombres, me llevo una victoria con sabor agridulce. Me costó lo mismo conducir hasta aquí, los vuelos tenían el mismo precio, el alojamiento costaba lo mismo y nuestro surfing vale la mitad que falta. Propongo que para la próxima edición penséis en ello...".

La cuantía del premio del que habla era de 1.500 dólares para la ganadora y 4.000 dólares para el ganador; algo de lo que no fue consciente hasta que se vio inmersa en la entrega de premios. El vídeo de su discurso improvisado se subió a las redes sociales del campeonato y posteriormente fue borrado. Así que ella decidió postearlo en su Instagram (lo encontraréis deslizando a la derecha, tras una de sus olas en la final):

Desde la organización no han tardado en responder a la polémica. El secretario del club, Phil Nicol, defendía la diferencia porque "hubo que hacer un esfuerzo de marketing en categoría masculina para atraer a los mejores", además de asegurar que "es una cuestión moral, pero no hicimos nada ilegal". Ya metido de lleno en el jardín se atrevió a decir que "pocas chicas surfean en North Curl Curl porque las condiciones son complicadas" y se preguntaba "por qué los hombres de más de 50 no se han quejado al recibir menos dinero si eso es discriminación por edad". Así, concluía que recogen el guante y para la próxima edición igualarán los premios, "incluidos los menores de 21 y los mayores de 50". Y para rematarlo, el director justificaba la diferencia "porque siempre ha sido así desde la primera edición".

Small, por su parte, ha agradecido en redes "la gran cantidad de mensajes de apoyo", asegurando que "seguiremos denunciando estos casos hasta que consigamos que haya un cambio y se reconozca a las mujeres como atletas legítimas a todos los niveles del surf competitivo". Además, afirmaba que "no es verdad que las chicas no surfeen allí, no somos florecilla indefensas incapaces de llegar al pico". Como conclusión, denunciaba que "estamos hartas de dedicar tanto tiempo, esfuerzo y dinero para ir a las competiciones y recibir menos de la mitad de la recompensa que un hombre".