CICLISMO | GIRO DE LOMBARDÍA

Caníbal Pogacar

El esloveno logró su segundo monumento, tras la Lieja, y suma 13 triunfos en 2021, como Van Aert y Roglic. Masnada, segundo, y Adam Yates, tercero.

0
Caníbal Pogacar
RCS

De febrero a octubre. El dominio de Tadej Pogacar en 2021 ha abarcado nueve meses, los que van desde el UAE Tour hasta el Giro de Lombardía. Y con sólo 23 años el esloveno atesora dos Tours de Francia y dos monumentos, la Lieja y Lombardía. Un hambre tan voraz y un instinto asesino como los que mostró en su época El Caníbal. Eddy Merckx sí acepta las comparaciones con Pogacar, al contrario que con su compatriota Remco Evenepoel: “Uno ha ganado ya cosas importantes a una edad temprana. El otro, no”. El belga, quien llegaba con cartel de aspirante, sucumbió en cuanto la cosa se puso seria en el Passo di Ganda. Más munición para Merckx.

En su debut en la clásica otoñal, Pogacar atacó en esa subida, a más de 35 km de la meta. Intentaron seguirle Vincenzo Nibali, Romain Bardet y Pavel Sivakov, que cedieron en cuanto lanzó una segunda aceleración. El Deceuninck tomó la responsabilidad de la persecución, y gracias a su superioridad numérica se marchó Fausto Masnada en el descenso. En un equipo con Evenepoel, Almeida y el arcoíris, Alaphilippe, Masnada, el de menos calidad, asumió los galones. Natural de Bérgamo, conocía el terreno a la perfección. “Habitualmente me entreno por estas carreteras”, aseguró en la previa. En 2015 se impuso en el Piccolo Lombardía, para Sub-23. En 2021 se conformó con la segunda plaza de los mayores. No relevó a Pogacar y aguantó bien en la ascensión a la parte medieval de su ciudad natal, pero le faltó gas para el esprint.

Adam Yates se llevó la tercera posición del cajón, el mejor en el grupito de favoritos, en el que entraron también Roglic, cuarto; Valverde, quinto; Alaphilippe, sexto; Gaudu, séptimo; Bardet, octavo; y Woods, noveno. Casi nada el nivel de la prueba final del World Tour. En el tremendo pulso que sostienen los dos eslovenos, ambos suman 13 victorias esta temporada. Roglic, con el oro olímpico de crono y La Vuelta. Pogi, con la Lieja, el Tour y Lombardía. Únicamente tres corredores en toda la historia se habían apuntado Tour y Lombardía en una misma campaña: Coppi, en 1949; Merckx, en 1971 y 1972; e Hinault, en 1979. Nombres de leyenda, con los que no sólo se codea Pogacar… sino que le bendicen.