CICLISMO

Juan Pedro López, a seguir creciendo junto a Valverde

El joven ciclista sevillano del Trek-Segafredo participará en la concentración convocada por el seleccionador nacional Pascual Momparler la próxima semana en Altea.

El ciclista español del Trek-Segafredo Juan Pedro López durante el Tour Down Under.
BRENTON EDWARDS AFP

Juan Pedro López (Lebrija, 22 años), una de las joyas del ciclismo español nacidas en la "fábrica" de la Fundación Alberto Contador, ahora en el World Tour con el Trek Segafredo, será uno de los componentes de la selección española en la concentración convocada por el seleccionador nacional, Pascual Momparler, la semana próxima en Altea (Alicante).

Un sueño más para un soñador como "Juanpe". Una llamada para un selecto grupo que estará capitaneado por Alejandro Valverde. No deja de ser un salto más para un ciclista enamorado de la bicicleta, de la que no se ha separado desde que dio una patada definitiva al balón de fútbol cuando aún era un niño.

A soñar junto a Valverde

"Me llamó Momparler para decirme que contaba conmigo para una concentración. No me lo esperaba, pero me hace mucha ilusión, siempre es un gusto ir con la selección española. La llamada de un seleccionador siempre transmite confianza y voy a disfrutar esos días y adquirir experiencia con ellos", dice "Juanpe" a EFE desde su Lebrija natal.

Un año raro para la vida, el deporte y el ciclismo que no le ha privado a Juanpe de seguir coleccionando sorpresas, pues la llamada del seleccionador no es la única. El ultraligero andaluz (1,69 metros y 56 kilos) ya ha debutado en Primera división, y con un equipo grande que le echó el ojo estando en el Kometa Xstra de la Fundación Contador, nada menos que el Trek, donde militan Vincenzo Nibali, Bauke Mollema y Richie Porte.

"Tampoco me esperaba tan pronto este salto. La llamada fue algo tremendo porque el Trek es un equipazo. Estuve a prueba y ya fue un sueño, imagínate al dar el salto definitivo. Fue una pasada estar con Nibali, Richie Porte y Mollema, y ver a tanta gente dentro del equipo, cuando te vas no te aprendes ni los nombres, fue algo inolvidable".

Juanpe empezó a absorber aprendizaje de sus nuevos maestros, pensando en alimentar sus retos. Unos anhelos que empezaron en el fútbol, pero una bicicleta vieja de su padre le atrajo para siempre hacia el ciclismo cuando tenía 13 años. Se acabó jugar de portero en el equipo del pueblo, nacía un ciclista convencido.

Objetivo: correr una grande, si es posible La Vuelta

El ciclista andaluz ganó como amateur el Trofeo Guerrita, el Gran Premio Mungia-Memorial y la Vuelta al Bidasoa. Con el maillot del Kometa se llevó una etapa en el Giro del Valle de Aosta. En su primera carrera para Trek-Segafredo, en el Tour de Utah, terminó tercero en la clasificación de jóvenes, mientras apoyaba a los líderes del equipo.

Y los sueños siguen. "Quiero correr una grande, si es la Vuelta, mejor, porque es la de casa y me gusta. Este año no lo descarto pero soy joven y si no puede ser, tendré más oportunidades". Lo dice un chico que se quiere incorporar a la revolución juvenil que vive el ciclismo, por eso siempre da "el cien por cien, y más, encima de la bicicleta".

De momento, Luca Guercilena, CEO del Trek-Segafredo, se muestra encantado con Juanpe López. Su trabajo en el Tour de Utah le valió dos años de contrato con la escuadra estadounidense. Un premio para un joven que no se plantea la presión como un obstáculo, sino como un aliciente sinónimo de confianza.

"Estoy tranquilo, no me afecta la presión, disfruto de la bici cada vez que me subo en ella, y me estimulo más con presión porque significa que confían en ti. Que venga lo que tenga que venir", dice Juanpe con hechuras toreras.

Para el Kometa, donde estuvo 5 temporadas y en todas sus categorías (juvenil, sub'23 y continental), también es una victoria ver a sus corredores en equipos del World Tour. No es el único, ya que su paisano Carlos Rodríguez ya debutó en febrero con el Ineos junto a Chris Froome en el Tour de los Emiratos.

El Kometa supuso un enorme aprendizaje, en un lustro pudo comprobar que aquello era como una familia. "Aprendí cómo te tienes que desenvolver en el World Tour, muchas cosas, incluso a controlar las redes sociales, que es algo muy importante".

Según Fran Contador, CEO del Kometa, Juanpe López será "un corredor que no va a pasar inadvertido en el profesionalismo".

"Soy escalador, no mido ni 1,70 y peso 56 kilos. Con mi cuerpo lo mío son las subidas, claro. Lo que dice Fran lo tomo bien, pero ante todo, como corredor, siempre daré el máximo y así los resultados llegarán solos".

En el Down Under quemó más seguir a Porte que el sol

"¿Qué creéis que es más doloroso para mis piernas, las quemaduras por el sol australiano o ir a rueda de Richie Porte?, puso Juanpe en en twitter mientras debutaba en Australia con el Trek en el World Tour.

"Seguir la rueda de Porte quemó mucho más que el sol. Al calor estoy acostumbrado porque en Lebrija pega fuerte, pero con Richie era la primera carrera y había que responder, encima iba ganando la general. Fue un orgullo, algo inolvidable, me fui feliz con un buen trabajo".

"No me lo creo", dijo Juanpe cuando ascendió al equipo continental del Kometa. Y se lo tuvo que creer. Entonces dijo que soñaba con llegar a un equipo del World Tour. Y ya está. Ahora se marcha con la selección. También algo inesperado. Lo próximo se lo contará su almohada en secreto, y él lo llevará a cabo.