AS Monaco

EUROCUP | SEMIFINALES

El Granca afronta las semifinales con un ojo puesto en Valencia

El equipo insular no sabe todavía qué tiene que hacer pasar estar en la Euroliga. Podría bastarle con ser finalista, si el conjunto taronja no se mete entre los ocho mejores.

El Granca afronta las semifinales con un ojo puesto en Valencia
Aitor Bouzo acbphoto

El Herbalife Gran Canaria debutó en la Euroliga en la temporada 2018-19 y podría estar a dos victorias de volver a la élite europea, con permiso del Valencia Basket. El equipo taronja debe clasificarse entre los ocho primeros para conservar su plaza en la Euroliga el siguiente curso y de eso depende uno de los dos billetes directos desde la Eurocup. Por lo tanto, si el Valencia se impone al Baskonia este jueves (21:00, Dazn) y el Real Madrid y/o el Zenit pierden algún partido de los que les quedan, sólo irá el campeón de la Eurocup, porque el conjunto taronja se quedaría la otra plaza. Pero si no lo consigue y se queda fuera del ­playoff, irán los dos finalistas de la segunda competición europea.

De ahí que el Granca, que este martes comienza su semifinal en Mónaco (19:00, Dazn), no sepa todavía qué tiene que hacer para volver a la Euroliga. Podría bastar con ganarle dos partidos al equipo del Principado... o no, y tener que proclamarse campeón (en la otra serie, el favorito, el Virtus Bolonia, se mide con el Unics Kazán). Los de Fisac disputan su tercera semifinal de la Eurocup (en 2015 jugaron la final) ante un Mónaco debutante, que ha firmado una gran temporada con Lessort, Gray y Knight a los mandos.

Con la ampliación a 18 equipos, la Euroliga acabó con las plazas que otorgaban algunas ligas domésticas (la Bundesliga, la VTB, la Liga Adriática y la ACB) para el campeón o para el mejor clasificado sin licencia fija. Por esta vía se coló en la competición el Granca hace tres temporadas, la última con 16 equipos, pero el objetivo de la Euroliga a medio plazo es crear un torneo con ascensos y descensos desde la Eurocup.

Los participantes han aumentado, pero las licencias fijas también. A los once equipos que ya la tenían (Madrid, Barça, Baskonia, CSKA, Efes, Fenerbahçe, Olympiacos, Panathinaikos, Zalgiris, Milán y Maccabi) se sumarán la próxima temporada el Bayern Múnich y el Asvel Villeurbanne, según acordó la ECA (Euroleague Commercial Assets) en noviembre. Además, el Alba Berlín tiene asegurado un sitio las dos próximas campañas, por lo que habría ya 14 equipos fijos. Quedarían, por tanto, cuatro plazas disponibles. Dos de ellas irían para el campeón de la Eurocup y para el subcampeón de esta competición o el Valencia Basket si logra meterse en el ­playoff. La Euroliga se reservaría dos invitaciones, aunque una de ellas iría (casi seguro) para un equipo de la Liga Adriática (Estrella Roja o Partizán de Belgrado) y la otra podría acabar en Rusia.