NBA | NETS 120 - ROCKETS 108

Los Nets ya mandan en el Este... pero pierden a Harden por lesión

Kyrie y Joe Harris lideran la remontada de unos Nets que perdían por 18 en el primer cuarto. James Harden no termina el partido contra su exequipo por una lesión muscular.

Por primera vez desde 2003, los Nets son líderes en solitario del Este, ahora 33-15 por el 32-15 de los Sixers (a medio partido) y el 30-17 de los Bucks. Son el trío de equipos que debería pelear por la Conferencia con los Heat (ahora a un mundo: 24-24) como posible invitado en una pelea en la que cada vez es más difícil imaginar, siquiera de refilón, a los Celtics. Los Nets ganaron a los Rockets (120-108), que (13-34) cada vez están más cerca de ser el peor equipo de la NBA en un partido que, al menos, tuvo más historia de la esperada.

En parte porque los Nets salieron dormidos y perdían, había que frotarse los ojos, 6-24 después de solo cinco minutos. Y 29-42 al final del primer cuarto. La reacción real no llegó hasta después del descanso, primero con un 12-0 en el tercer cuarto (para pasar de un -13 a un 81-82) y después con otro parcial idéntico, y ya definitivo, en el tramo central del último cuarto. De 95-101 y 107-101, ya sin un James Harden que abandonó el partido contra su exequipo por una lesión en un gemelo. Había sumado 17 puntos, 8 rebotes y 6 asistencias y ahora habrá que ver cómo de fea es la lesión, aunque en principio las noticias no parecen preocupantes. Los Nets siguen sin Durant desde mediados de febrero y todavía no ha debutado LaMarcus Aldridge. Eso sí, Kyrie Irving tiró del carro (31+6+12) y aparecieron el trabajador Claxton, Blake Griffin (11+6+4) y un Joe Harris determinante: 28 puntos, 6 rebotes, 7/12 en triples.

Son 19 victorias en 22 partidos para los Nets, pese a que el big three apenas ha compartido pista todavía. Y es un 26-9 desde la llegada de James Harden, que dejó huérfanos a uno Rockets que ahí andan, en plena crisis de identidad y pensándose cómo será la reconstrucción: John Wall fue baja, Christian Wood sigue entrando y saliendo por las lesiones tras su excepcional inicio de temporada (esta vez 14 puntos y 8 rebotes) y Kevin Porter Jr acabó con 20 puntos y 6 asistencias mientras que los recién llegados ponían lo que podían de su parte: 14 puntos Olynyk, 11 Augustin, 8 Bradley…