RETABET BILBAO BASKET

Miniotas, el hombre de hielo

Ha llegado a la ACB y sabe cuál es su oficio: jugar a baloncesto y ganar. Es muy poco expresivo pero al fin arranca una sonrisa para confesar que está "muy feliz" en Bilbao, "el mejor sitio".

Miniotas, el hombre de hielo

Miniotas es como el guardián de un calabozo. Con su barba cerrada, su mirada muy fija casi desconfiada, ceño fruncido y gesto siempre serio, resulta casi imposible arrancarle una carcajada. Da la sensación de que en vez de disfrutar de los éxitos y exteriorizar esa dicha, ya está pensando en la siguiente misión. Ganar, ganar y volver a ganar que diría el gran Luis Aragonés. 'No prodiga las sonrisas ¿no cree?', se le ha lanzado hoy. Y ahí sí amaga con un gesto jovial: "Suelo sonreír. Es posible que no lo hayas visto porque en los partidos siempre estoy concentrado. Bilbao es el mejor sitio en el que he estado en mi carrera, estoy encantado con la ciudad y el cuerpo técnico, e incluso con la marea negra de Miribilla, aunque por desgracia no la he llegado a sentir en plenitud. Quiero dar el nivel, estoy contento y deseo trabajar aquí", suelta sincero.

Regimantas Miniotas, ¡toma nombre!, es conocido como 'Regis' por todos en Bilbao. Ante el Murcia estuvo 27:36 minutos en pista, su tope desde que juega en la ACB, asumiendo tiros importantes, sumando ocho puntos y echando una mano en la faceta reboteadora (6), pero sostiene que lo importante es el grupo. "No soy el más indicado para hablar de lo que hice, eso se lo dejo al entrenador, hago lo que él necesite para ganar". La gran virtud de este plantel es la personalidad de no rendirse nunca. "Es uno de nuestros puntos fuertes, todos luchamos y apoyamos al compañero del lado pase lo que pase, y así vamos a seguir luchando", explica Miniotas. Eso sí, echa de menos la caldera de Miribilla abarrotada de gente: "Sería un punto diferencial si tuviéramos a la gente, una ayuda espectacular, espero tenerlos de vuelta la temporada próxima".

El puesto de cuatro se ha encarecido. Kulboka fue el descarte en Murcia, pero improvisó ahí de salida Zyskowski. Un toque de atención al compatriota lituano. "Todos debemos dar el cien por cien en nuestro trabajo, el técnico elige a los doce correctos, es cuestión de trabajo de equipo". No hay tiempo para celebraciones largas", tras ganar en Murcia en la prórroga. "Estuvimos muy contentos el día del partido y el siguiente, pero ahora tenemos una nieva misión y miramos al sábado", resume el pívot internacional lituano, MVP en la liga de su país. Ha notado el salto a una competición más exigente. "Me esperaba una ACB con mucho nivel, pero no hasta este extremo, los equipos son muy fuertes, están bien preparados y cualquiera puede ganarte". 

Tras ganar el domingo, el RETAbet abandonó el farolillo rojo, aunque sigue en zona de descenso. "El entrenador tenía un plan perfecto en Murcia, ante un rival muy físico, nos iban a provocar, y respondimos bien, con contundencia, el trabajo de los últimos meses se vio reflejado en la pista". El foco se pone ahora en el Manresa, "un buen equipo, que está jugando un gran baloncesto. Aquí no hay ningún partido sencillo. Están muy arriba en la clasificación y tendremos que hacerlo muy bien para ganarles".