EUROLIGA

La mayoría de los jugadores no quiere reanudar la Euroliga

La reunión entre la Euroliga y los jugadores ha concluido con la mayoría de ellos inclinándose por el 'no' a la reanudación. La decisión definitiva se tomará el lunes.

Real Madrid y Anadolu Efes, durante un partido de la Euroliga
PEPE ANDRES DIARIO AS

Los jugadores se inclinan por el 'no'. La noticia, que venía adelantándose en los últimos días, se ha hecho oficial en una reunión entre la Euroliga y algunos de los baloncestistas de los principales equipos europeos, que han comunicado (mayoritariamente), a la competición continental, que no quieren que se reanude el torneo. Tal y como ha adelantado Varlas Nikos, periodista de Eurohoops, la reunión ha tenido un tono cordial y se ha desarrollado sin incidentes, con una "gran mayoría" en contra de volver a poner en marcha la máxima competición europea a nivel de clubes.

Una vez expresada la opinión de los jugadores, habrá que esperar al lunes para conocer la decisión definitiva. Lo votarán los once clubes con licencia (Madrid, Barça y Baskonia, entre ellos), convocados a una junta ejecutiva de accionistas telemática. Con la mayoría simple es suficiente (seis equipos). El director ejecutivo, Jordi Bertomeu, solo tiene potestad para intervenir con su voto de calidad en caso de empate, lo cual se produciría únicamente si hay abstenciones. Luego, la Asamblea, donde sí participan los otros siete equipos (18 este año), debería ratificar la decisión.

Recordemos que la Euroliga presentará a los clubes el protocolo de actuación, todos los escenarios posibles, los pros y contras de reanudar la campaña y, también, la sede con dos pabellones que albergaría los partidos sin público. Ciudades de hasta diez países diferentes han manifestado interés en acoger el desenlace. Belgrado se ha mostrado muy activa, pero igualmente está sobre la mesa la opción lituana (Kaunas y Vilna, separadas por apenas 100 kilómetros, que funcionarían como sede única), Atenas, Salónica, Liubliana, Berlín y Colonia, que era donde se iba a disputar la Final Four, aunque solo tiene un pabellón. Son varios los clubes que han compartido sus reticencias a volver este curso y, el no parecía contar con una ligera ventaja, ratificada tras la reunión de los jugadores con la competición continental.

Las fechas, aún con un pequeño margen de maniobra, comprenderían del 4 de julio (posible conflicto con la ACB) al 26. Y se disputarían las seis jornadas restantes de la fase regular (54 encuentros), algo clave para asegurar los ingresos televisivos pero que a la vez compromete el regreso, ya que obliga a movilizar a 18 equipos de 10 países diferentes en plena crisis sanitaria. Los ocho primeros se jugarían el título en una Final Eight, como en una Copa del Rey, cuartos, semifinales y final a duelo único.