NBA | NOTAS EN EL PARÓN

NUGGETS: sin Juancho y a la espera de dar el paso definitivo

Denver sigue siendo una alternativa en el Oeste, pero la crudeza de la guerra Lakers-Clippers y la locura de los Rockets amenazan su tranquilidad.

Denver Nuggets
Bart Young GETTY IMAGES

BALANCE HASTA EL PARÓN:

43-22 (tercero de la Conferencia Oeste)

LÍDERES ESTADÍSTICOS:

Nikola Jokic: 20'2 puntos, 10'2 rebotes y 6'9 asistencias.

Jamal Murray: 18'8 puntos, 3'9 rebotes y 4'8 asistencias.

Will Barton: 15'1 puntos, 6'3 rebotes y 3'7 asistencias. 

LO MEJOR: se mantiene la buena línea

El año pasado fue el del 'ya estamos aquí' y éste es el del 'no nos hemos ido'. Los Nuggets consiguieron la pasada campaña liderar la NBA por momentos y este año no se han alejado de esa línea pese a que la competencia, teniendo incluso en cuenta el bajonazo de los Warriors, ha crecido. En la Conferencia Oeste los Lakers vuelven a pillar sitio y los Clippers son los otros grandes aspirantes, pero sumando ahí la consistencia de los Jazz, la sorpresa de los Thunder o lo que pueden deparar los arriesgados Rockets. Hay saltos entre los muy favoritos y los que lo son menos, y en el Este también, y lo positivo de los Nuggets es que se mantienen en la pelea por los mejores puestos. Un Jokic cada vez más maduro, un Murray a largo plazo, la recuperación del mejor Barton o el tener un buen perfil como el de Grant suman y hacen que Mike Malone salte con red.

LO PEOR: se cree que falta otra pieza

En toda buena estructura de baloncesto que se precie, como es Denver, hay que ver el equilibrio. Los de Colorado gozan de una plantilla tremendamente compensada. Sus partidos no son todo lo divertido que la NBA puede ofrecer, pero el piloto automático activado en la fase regular hace pensar que tendrán una versión más en la postemporada. De ser así, sí sería una novedad. Nikola Jokic tuvo que armarse de partidos de triple-doble el año pasado y, pese a ello, no pasaron de las semifinales de conferencia. Se les han ido Juancho Hernangómez y Malik Beasley, buenos acreedores de la rotación, pero conservan un plantel de bonito acabado. Lo que quizás se eche de menos a la hora de la verdad sea ese jugador determinante, ése que se sale por los bordes y hace que tambalee el entrenador rival y el de tu propio equipo. Millsap está para labores de acompañante y la posición de alero, una de las que más peligro tienen en la NBA por la calidad que acredita, puede ser la más desprotegida. Ahí falta otra estrella..

NOTA EN EL PARÓN: NOTABLE

Que las expectativas sean más o menos altas no debe echar por tierra el trabajo realizado. En los Nuggets se espera más del equipo porque han hecho un buen trabajo en los despachos para no tirar el equipo abajo y saber reconstruirlo. Tienen una buena posición cogida. Han perdido los mismos partidos en casa que los Lakers y uno más que los Clippers, los mejores del Oeste en ese aspecto. Se codean con los contendientes porque ellos son uno.